REGLAMENTO DEL SERVICIO PROFESIONAL DE CARRERA POLICIAL
DE LAS INSTITUCIONES POLICIALES DE LA SECRETARÍA
DE SEGURIDAD PÚBLICA

Miguel Alejandro Alonso Reyes, Gobernador del Estado de Zacatecas, con las facultades que me confieren los artículos 82 fracciones II y VI, 84, 85 de la Constitución Política del Estado Libre y Soberano de Zacatecas; 5º, 6º, 22 fracción I y 24 de la Ley Orgánica de la Administración Pública del Estado de Zacatecas; y

Considerando

La integración, desarrollo y funcionamiento del Servicio Profesional de Carrera Policial, constituye uno de los instrumentos más importantes para conseguir la profesionalización integral de los miembros de las instituciones policiales de la Secretaría de Seguridad Pública del Estado, que contribuirá a mejorar la eficiencia del servicio y a promover una cultura de seguridad pública que se traduzca en niveles de mayor confianza y credibilidad de la ciudadanía.

Los procedimientos que delinean y sustentan el desarrollo policial se establecen a través de la planeación, reclutamiento, selección, formación inicial, ingreso, formación continua, certificación, permanencia, adscripción, promoción, distinciones, reconocimientos, estímulos y recompensas, conclusión del servicio, reingreso, régimen disciplinario, medios de impugnación, así como las formas de evaluación del servicio.

El Servicio Profesional de carrera Policial, consolida la formación de un policía, por si sólo lo conduce sobre una línea que se apega a la realidad de su vida diaria, enfoca el esfuerzo de la superación personal por mejores derroteros, amplía el horizonte de su futuro, hacia fines más significativos en base a la experiencia alcanzada y a las opciones que se van presentando en el transcurso de su profesión, prolongándolo hasta que su propia decisión así lo determine.

Por lo anteriormente expuesto y fundado, tengo a bien expedir el siguiente:

REGLAMENTO DEL SERVICIO PROFESIONAL DE CARRERA POLICIAL
DE LAS INSTITUCIONES POLICIALES DE LA SECRETARÍA
DE SEGURIDAD PÚBLICA

Capítulo I
Disposiciones generales

Artículo primero. El presente Reglamento tiene por objeto establecer las normas generales para la organización y el funcionamiento del Servicio Profesional de Carrera Policial, de la Policía Estatal, la Policía Preventiva de Tránsito, la Policía de Vigilancia y Custodia del Sistema Penitenciario y del Sistema de Justicia para Adolescentes y la Policía Metropolitana, de conformidad con la Ley General del Sistema Nacional de Seguridad Pública, la Ley del Sistema Estatal de Seguridad Pública, la Ley de las Instituciones Policiales de la Secretaría de Seguridad Pública y otras disposiciones aplicables.

Art. 2º Para los efectos de este Reglamento, se entenderá por:

l. Aspirante: a la persona que manifiesta su voluntad para ingresar a la que esté sujeto a los procedimientos de reclutamiento y selección;

II. Cadete: al aspirante que una vez cumplido selección, ingresa a la formación inicial;

III. Comisión: a la Comisión del Servicio Profesional de Carrera Policial Seguridad Pública;

IV. Consejo de Honor y Justicia: al Consejo de Honor y Justicia de las Instituciones Policiales de la Secretaría de Seguridad Pública;

V. Ley de las Instituciones: a la Ley de las Instituciones Policiales de la Secretaría de Seguridad Pública;

VI. Ley Estatal: a la Ley del Sistema Estatal de Seguridad Pública;

VII. Ley General: a la Ley General del Sistema Nacional de Seguridad Pública;

VIII. Plan individual de carrera: a los cursos de capacitación, certificación, evaluación del desempeño; evaluaciones de habilidades, destrezas y conocimientos; evaluación de control de confianza; reconocimientos, estímulos, régimen disciplinario y sanciones;

IX. Policía: al elemento operativo de la policía estatal, con todas las unidades y agrupamientos, a la policía preventiva de tránsito, la policía de vigilancia y custodia del sistema penitenciario y del Sistema de Justicia para Adolescentes, la policía metropolitana, y demás que determinen otras disposiciones aplicables;

X. Reglamento: al presente Reglamento del Servicio Profesional de Carrera Policial de las Instituciones Policiales de la Secretaría de Seguridad Pública;

XI. Secretaría: a la Secretaría de Seguridad Pública del Estado de Zacatecas;

XII. Secretario: al Secretario de Seguridad Pública del Estado de Zacatecas; y

XIII. Servicio: al Servicio Profesional de Carrera Policial de las Instituciones Policiales de la Secretaría de Seguridad Pública.

Art. 3º Son sujetos de este Reglamento:

l. Los aspirantes y cadetes a ingresar como personal de las instituciones policiales de la Secretaría de Seguridad Pública;

II. Los inspectores generales, inspectores jefe, inspectores y subinspectores;

III. El oficial y suboficial; y

IV. El policía primero, policía segundo y policía.

El Secretario, los comisarios jefe, los comisarios o directores operativos quedan excluidos del Servicio Profesional de Carrera Policial.

Art. 4º El Servicio comprende el grado policial, la profesionalización, la evaluación, antigüedad, insignias, condecoraciones, estímulos y reconocimientos obtenidos, el resultado de los procesos de promoción, así como el registro de las correcciones disciplinarias y sanciones que, en su caso, haya acumulado el integrante.

Art. 5º El Servicio se regirá por las normas mínimas siguientes:

I. Las instituciones policiales deberán consultar los antecedentes de cualquier aspirante en el Registro Nacional de Personal de Seguridad Pública antes de que se autorice su ingreso a las mismas;

Il. Todo aspirante deberá tramitar, obtener y mantener actualizado el certificado único policial, que expedirá el Centro de Evaluación y Control de Confianza respectivo;

III. Ninguna persona podrá ingresar a las instituciones policiales si no ha sido debidamente certificado y registrado en el Sistema;

IV. Sólo ingresarán y permanecerán en las instituciones policiales, aquellos aspirantes integrantes que cursen y aprueben los programas de profesionalización;

V. La permanencia de los integrantes en las instituciones policiales, cumplimiento de los requisitos que determinen las leyes respectivas;

VI. Los méritos de los policías serán evaluados por la Comisión encargada de determinar las promociones y verificar que se cumplan los requisitos de permanencia, señaladas en las leyes respectivas;

VII. Para la promoción de los policías se deberán considerar, por lo menos, los resultados obtenidos en los programas de profesionalización, los méritos demostrados en el desempeño de sus funciones y sus aptitudes de mando y liderazgo;

VIII. Se determinará un régimen de estímulos y previsión social que corresponda a las funciones de los policías;

IX. Los integrantes podrán servicio;

X. El cambio de un integrante de un área operativa a otra de distinta especialidad, sólo podrá ser autorizado por la instancia que señale la ley de la materia; y

XI. La Comisión establecerá Carrera Policial.

Art. 6º La libre designación es la elección directa de un sujeto por parte de la autoridad correspondiente, para formar parte de los integrantes de la institución policial no pertenecientes al Servicio.

Art. 7º La carrera policial es independiente de los nombramientos para desempeñar cargos administrativos o de dirección que el integrante llegue a desempeñar en las instituciones policiales. En ningún caso habrá inamovilidad en los cargos administrativos y de dirección.

En términos de las disposiciones aplicables, los titulares de las instituciones policiales podrán designar a los integrantes de cargos administrativos o de dirección de la estructura orgánica de la institución a su cargo; asimismo, podrán relevarlos libremente, respetando su grado policial y derecho inherente al Servicio.

Art. 8º El objeto específico del presente Reglamento, es garantizar el desarrollo policial, la estabilidad, la seguridad y la igualdad de oportunidades de los policías; elevar la profesionalización, fomentar la vocación del servicio y el sentido de pertenencia, así como garantizar el cumplimiento de los principios de legalidad, objetividad, eficiencia, profesionalismo, honradez y respeto a los derechos humanos.

Para el mejor cumplimiento de objetivos, las instituciones policiales de la Secretaría desarrollarán las funciones siguientes:

I. Prevención: consistente en llevar a cabo las acciones necesarias para evitar la comisión de delitos e infracciones administrativas y en sus circunscripciones realizar acciones de inspección, vigilancia y vialidad;

II. Atención a víctimas y ofendidos del delito: proporcionar auxilio a las víctimas u ofendidos del delito en los términos que señalan el Código Nacional de Procedimientos Penales y las respectivas leyes de víctimas para lo cual recibirán en su caso la denuncia respectiva;

III. Investigación: que tendrá por objeto la recolección, clasificación, registro, análisis, evaluación y explotación de la información con el fin de prevenir el delito y bajo la conducción y mando del Ministerio Público identificar las conductas delictivas y ubicar a los probables responsables;

IV. Reacción: que garantizarán, mantendrán y restablecerán la paz y el orden públicos, y ejecutarán los mandamientos ministeriales y judiciales; y

V. Custodia: que implica la protección de las instalaciones, el personal de los tribunales, los centros de reinserción social y de internamiento para adolescentes, así como de los intervinientes en el proceso penal y el traslado y vigilancia de los imputados.

Para el debido ejercicio de las funciones enumeradas en el párrafo anterior, la Secretaría contará con las siguientes divisiones:

l. De proximidad;

II. De tránsito y vialidad;

III. De atención a víctimas;

IV. De investigación;

V. De inteligencia;

VI. De reacción; y

VII. De protección y custodia.

Art. 9º El Servicio establece los siguientes principios:

l. Certeza: garantizar la permanencia en el servicio y la posibilidad de participar en procedimientos de promoción, estímulos y reconocimientos;

II. Efectividad: implica la obligación de hacer coincidentes los instrumentos y procedimientos del Servicio con el deber ser establecido en las normas;

III. Formación permanente: instituye la capacitación, actualización y especialización del personal policial como elemento del Servicio;

IV. Igualdad de oportunidades: reconoce la uniformidad de derechos y deberes en los miembros del Servicio;

V. Legalidad: obliga a la estricta observancia de la ley y de las normas aplicables a cada una de las etapas del Servicio;

VI. Motivación: entraña la entrega de estímulos que reconozcan la eficiencia y la eficacia en el cumplimiento del deber policial para incentivar la excelencia en el Servicio;

VII. Merito: merecimiento, valía y resultado de la buena acción que hace digna de aprecio a una persona;

VIII. Objetividad: asegura la igualdad de oportunidades e imparcialidad en la toma de las decisiones, con base en las aptitudes, capacidades, conocimientos, desempeños, experiencia y habilidades de los integrantes del Servicio;

IX. Obligatoriedad: envuelve el deber de los integrantes y autoridades en materia del Servicio, de observar los lineamientos y procedimientos establecidos para cada una de las etapas del mismo;

X. Profesionalismo: obliga a los integrantes del Servicio a mantenerse capacitados en las disciplinas y técnicas relacionadas con la función policial; y

XI. Seguridad social complementaria: garantiza los derechos de seguridad social al término del servicio activo, tanto al miembro del Servicio como a sus beneficiarios.

Art. 10. El Servicio se integra por las etapas de planeación, ingreso, desarrollo y conclusión.

Los fines de la carrera policial son:

I. Garantizar el desarrollo institucional y asegurar la estabilidad en el empleo, con base en un esquema proporcional y equitativo de remuneraciones y prestaciones para los integrantes de las instituciones policiales;

II. Promover la responsabilidad, honradez, diligencia, eficiencia y eficacia en el desempeño de las funciones y en la óptima utilización de los recursos de las instituciones policiales;

III. Fomentar la vocación de servicio y el sentido de pertenencia, mediante la motivación y el establecimiento de un adecuado sistema de promociones que permita satisfacer las expectativas de desarrollo profesional y reconocimiento de los integrantes de las instituciones policiales;

IV. Instrumentar e impulsar la capacitación y profesionalización permanente de los integrantes de las instituciones policiales, para asegurar la lealtad institucional en la prestación de los servicios; y

V. Los demás que con este carácter establezcan otros ordenamientos aplicables.

Art. 11. Los aspirantes a ingresar al Servicio se sujetarán a las disposiciones contenidas en las leyes y en este Reglamento, así como en los lineamientos, acuerdos, manuales, circulares, convocatorias y demás disposiciones aplicables.

Art. 12. Los órganos encargados del Servicio no interferirán, bajo ninguna circunstancia, en aspectos relacionados con el control, creación, transferencia, cancelación, congelamiento de plazas, en el establecimiento de políticas, determinación de remuneraciones y prestaciones del personal policial.

Capítulo Il
De los derechos de los integrantes de
las instituciones policiales

Art. 13. Son derechos de los integrantes además de los atribuidos en la Ley Estatal y en los ordenamientos legales aplicables, los siguientes:

I. Incorporarse al Servicio;

II. Recibir los cursos de formación que se impartan al personal policial;

III. Participar en las evaluaciones que se convoquen con el fin de ser promovidos dentro de la jerarquía policial;

IV. Ser evaluados en su desempeño con legalidad, imparcialidad y transparencia;

V. Conocer el Servicio y las puntuaciones que obtenga en sus evaluaciones;

VI. Recibir el nombramiento como miembro del Servicio;

VII. Estabilidad y permanencia eh el Servicio en los términos y bajo las condiciones que prevén los procedimientos de formación inicial, ingreso, formación continua y especializada, permanencia y participación en los procesos de promoción, de este Reglamento y demás disposiciones aplicables;

VIII. Percibir un salario acorde con la calidad y riesgo de las funciones en sus rangos y puestos respectivos, así como en las misiones que cumplan, las cuales no podrán ser disminuidas durante el ejercicio de su encargo y estímulos que se prevean y demás prestaciones;

IX. Ascender a una jerarquía, categoría o rango superior cuando haya cumplido con los requisitos de desarrollo;

X. Recibir gratuitamente formación continua y especializada para el mejor desempeño de sus funciones;

XI. Previa capacitación, ser evaluado por segunda ocasión, cuando en alguna evaluación no haya resultado aprobado, en los términos previstos en los procedimientos de formación inicial, continua y especializada;

XII. Promover los medios de defensa contra las resoluciones emitidas por el Consejo de Honor y Justicia;

XIII. Sugerir al Consejo de Honor y Justicia, las medidas que estime pertinentes para el mejoramiento del servicio, por conducto de sus superiores y en ejercicio del derecho de petición;

XIV. Gozar de las prestaciones de seguridad social que el Estado establezca y garantizar un sistema de retiro digno;

XV. Gozar de un trato digno y decoroso por parte de sus subalternos, sus Iguales y superiores jerárquicos;

XVI. Recibir el equipo de trabajo necesario y sin costo alguno;

XVII. Gozar de los beneficios que se deriven con motivo de la separación y retiro;

XVIII. Gozar de permisos y licencias en términos de las disposiciones aplicables;

XIX. Gozar de sistemas de seguros para los familiares de los policías, que contemple el fallecimiento y la incapacidad total o permanente acaecida en el cumplimiento de sus funciones; para tales efectos, la Secretaría deberá promover en el ámbito de su competencia respectiva, las adecuaciones legales y presupuestarias respectivas;

XX. Ser recluidos en áreas especiales para los policías, en los casos en que sean sujetos a prisión;

XXI. Que les sean respetados los derechos que les reconoce el Servicio, en los términos de este Reglamento y demás disposiciones jurídicas aplicables; y

XXII. Los demás que señalen este Reglamento y establezcan otros ordenamientos legales.

Capítulo III
De las obligaciones de los integrantes de
las instituciones policiales

Art. 14. Son obligaciones de los Integrantes además de las atribuidas en la Ley Estatal, las siguientes:

I. Conducirse con apego al orden jurídico y respeto a los derechos humanos y sus garantías reconocidos en la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, en los tratados internacionales de los que el Estado Mexicano sea parte y en la Constitución Política del Estado;

II. Preservar la secrecía de los asuntos que por razón del desempeño de su función conozcan, en términos de las disposiciones aplicables;

III. Prestar auxilio a las personas amenazadas por algún peligro o que hayan sido víctimas u ofendidos de algún delito, así como brindar protección a sus bienes y derechos de forma oportuna, congruente y proporcional al hecho;

IV. Cumplir sus funciones con absoluta imparcialidad y sin discriminación alguna;

V. Abstenerse, en todo momento, de infligir o tolerar actos de tortura, aun cuando se trate de una orden superior o se argumenten circunstancias especiales, tales como amenaza a la seguridad pública, urgencia de las investigaciones o cualquier otra, cuando tenga conocimiento de actos de esa naturaleza, deberá denunciarlos, inmediatamente ante la autoridad competente;

VI. Observar un trato respetuoso con todas las personas, debiendo abstenerse de todo acto arbitrario y de limitar, indebidamente, las acciones o manifestaciones que en ejercicio de sus derechos constitucionales y con carácter pacífico realice la población;

VII. Desempeñar su función sin solicitar ni aceptar compensaciones, distintas a las previstas legalmente, al tener conocimiento de corrupción, deberá denunciarlo;

VIII. Abstenerse de ordenar o realizar la detención de persona alguna sin cumplir requisitos previstos en los ordenamientos constitucionales y legales aplicables;

IX. Velar por la vida e integridad física de las personas detenidas;

X. Actualizarse en el empleo de métodos técnica y científica de evidencias;

XI. Utilizar los protocolos de investigación Instituciones de Seguridad Pública;

XII. Participar en operativos y mecanismos de coordinación con otras Instituciones Seguridad Pública, así como brindarles el apoyo que conforme a derecho proceda;

XIII. Preservar, conforme a las disposiciones aplicables, las pruebas e indicios de probables hechos delictivos o de faltas administrativas de forma que no pierdan su calidad probatoria y se facilite la correcta tramitación del procedimiento correspondiente;

XIV. Abstenerse de disponer de los bienes asegurados para beneficio propio o de terceros;

XV. Someterse a evaluaciones periódicas para acreditar el cumplimiento de sus requisitos de permanencia, así como obtener y mantener vigente la certificación respectiva;

XVI. Informar al superior jerárquico, de manera inmediata, las omisiones, actos indebidos constitutivos de delito, de sus subordinados o iguales en categoría jerárquica;

XVII. Cumplir y hacer cumplir con diligencia las órdenes que reciba con motivo del desempeño de sus funciones, evitando todo acto u omisión que produzca deficiencia en su cumplimiento;

XVIII. Fomentar la disciplina, responsabilidad, decisión, integridad, espíritu• de cuerpo y profesionalismo, en sí mismo y en el personal bajo su mando;

XIX. Inscribir las detenciones en el registro administrativo de detenciones, conforme a las disposiciones aplicables;

XX. Abstenerse de sustraer, ocultar, alterar o dañar información o bienes en perjuicio de las Instituciones de Seguridad Pública;

XXI. Abstenerse, conforme a las disposiciones aplicables, de dar a conocer por cualquier medio a quien no tenga derecho, documentos, registros, imágenes, constancias, estadísticas, reportes o cualquier otra información reservada o confidencial de la que tenga conocimiento en ejercicio y con motivo de su empleo, cargo o comisión;

XXII. Atender con diligencia la solicitud de informe, queja o auxilio de la ciudadanía, o de sus propios subordinados, excepto cuando la petición rebase su competencia, en cuyo caso deberá turnarla al área que corresponda;

XXIII. Abstenerse de introducir a las instalaciones de sus instituciones, bebidas embriagantes, sustancias psicotrópicas, estupefacientes u otras sustancias adictivas de carácter ilegal, prohibido o controlado, salvo cuando sean producto de detenciones, cateas, aseguramientos u otros similares;

XXIV. Abstenerse de consumir, dentro o fuera del servicio, sustancias psicotrópicas, estupefacientes u otras sustancias adictivas de carácter ilegal, prohibido o controlado, salvo los casos en que el consumo de los medicamentos controlados sea autorizado mediante prescripción médica, avalada por los servicios médicos de las instituciones;

XXV. Abstenerse de consumir, en las instalaciones de sus instituciones o en actos del servicio, bebidas embriagantes;

XXVI. Abstenerse de realizar conductas que desacrediten su persona o la imagen de las instituciones, dentro o fuera del servicio;

XXVII. No permitir que personas ajenas a sus instituciones realicen actos inherentes a las atribuciones que tenga encomendadas, ni podrá hacerse acompañar de dichas personas al realizar actos del Servicio;

XXVIII. Registrar en el informe policial homologado, los datos de las actividades e investigaciones que realicen;

XXIX. Remitir al centro estatal de información, los datos recopilados en el cumplimiento de sus misiones o en el desempeño de sus actividades, para su análisis y registro;

XXX. Apoyar a las autoridades que así lo soliciten en la investigación y persecución de delitos, así como en situaciones de grave riesgo, catástrofes o desastres;

XXXI. Ejecutar los mandamientos ministeriales y judiciales;

XXXII. Obtener y mantener actualizado su certificado único policial;

XXXIII. Obedecer las órdenes de los superiores jerárquicos o de quienes ejerzan sobre él funciones de mando y cumplir con todas sus obligaciones, realizándolas conforme a derecho;

XXXIV. Responder, sobre la ejecución de las órdenes directas que reciban, a un solo superior jerárquico, por regla general, respetando preponderantemente la línea de mando;

XXXV. Participar en operativos de coordinación con otras instituciones policiales, así como brindarles el apoyo que conforme a derecho proceda;

XXXVI. Mantener en buen estado el armamento, material, municiones y equipo que se le asigne con motivo de sus funciones, haciendo uso racional de ellos y sólo para el desempeño del servicio;

XXXVII. Abstenerse de asistir uniformados a bares, cantinas, centros de apuestas o juegos, u otros centros de este tipo, si no media orden expresa para el desempeño de funciones o en casos de flagrancia; y

XXXVIII. Las demás que establezcan las disposiciones legales aplicables.

Capítulo IV
Del proceso de planeación y control
de recursos humanos

Art. 15. La planeación permite determinar las necesidades cuantitativas y cualitativas de personal que requiere el Servicio, así como su plan individual de carrera para el eficiente ejercicio de sus funciones, de acuerdo con los criterios emitidos por la Comisión del Servicio, con base en las disposiciones contenidas en la Ley Estatal, el presente Reglamento y en los lineamientos establecidos por el Sistema Nacional de Seguridad Pública.

Art. 16. La planeación tiene por objeto definir, establecer y coordinar los diversos procedimientos de reclutamiento; selección de aspirantes; formación inicial; desarrollo, promoción, percepciones, estímulos, sistema disciplinario, separación y retiro, así como los recursos que determine sus necesidades integrales.

Art. 17. El plan individual del servicio deberá comprender en su ruta, desde que ingrese a la Secretaría hasta su separación, en el que se fomentará su sentido de pertenencia a la institución policial y conservando la categoría o jerarquía que vaya obteniendo a fin de infundirle certeza y certidumbre.

La categoría del policía tendrá validez en todo el territorio nacional.

Art. 18. Todos los responsables de la aplicación de las etapas de la carrera policial colaborarán y se coordinarán con el responsable de la planeación, a fin de proporcionarles toda la información necesaria para el cumplimiento de sus funciones y mantener actualizado el perfil del grado por competencia.

Art. 19. A través de sus diversos procedimientos, los responsables de la ejecución de este Reglamento deberán:

I. Registrar y procesar la información necesaria para la definición de los grados jerárquicos de la institución policial;

II. Señalar las necesidades cuantitativas y cualitativas del Servicio y de los policías de carrera, referentes a capacitación, rotación, separación y retiro, con el fin de que la estructura del Servicio tenga el número de elementos adecuados para su óptimo funcionamiento;

III. Elaborar estudios prospectivos de los escenarios del Servicio para determinar las necesidades de formación que requerirá el mismo en el corto y mediano plazo, con el fin de permitir a los miembros del Servicio cubrir el perfil del grado por competencia de las diferentes categorías o jerarquías;

IV. Analizar el desempeño y los resultados de los policías de carrera en las unidades de adscripción emitiendo las conclusiones conducentes;

V. Revisar y considerar los resultados de las evaluaciones sobre el Servicio;

VI. Realizar los demás estudios, programas, acciones y trabajos que sean necesarios para el desarrollo del Servicio; y

VII. Ejercer las demás funciones que le señale este Reglamento y demás disposiciones legales y administrativas correspondientes.

Capítulo V
Del proceso de ingreso

Art. 20. El ingreso es el procedimiento de integración de los candidatos a formar parte de la estructura de las instituciones policiales y tendrá verificativo al terminar la etapa de formación inicial o capacitación, el periodo de prácticas correspondientes y que acrediten el cumplimiento de, cuando menos, los requisitos previstos en la Ley General, la Ley Estatal y el presente Reglamento.

Art. 21. El ingreso tiene como objeto, formalizar la relación jurídico-administrativa mediante la expedición oficial del nombramiento respectivo, de cuyos efectos se derivan los derechos, obligaciones y prohibiciones.

Art. 22. Son requisitos para ingresar al Servicio los siguientes:

l. Ser ciudadano mexicano por nacimiento en plano ejercicio de sus derechos políticos y civiles, sin tener otra nacionalidad;

II. No haber sido condenado por sentencia irrevocable por delito doloso, ni estar sujeto a proceso penal;

III. Contar con el certificado único policial o registro que corresponda;

IV. Haber concluido, al menos, los estudios siguientes:

a) En el caso de aspirantes a las áreas de investigación, enseñanza superior o equivalente;

b) Tratándose de aspirantes a las áreas de prevención, enseñanza media superior o equivalente; y

c) En caso de aspirantes a las áreas de reacción, los estudios correspondientes a está enseñanza básica;

V. Aprobar el curso de ingreso y los cursos de formación;

VI. Cumplir con la edad mínima establecida en las disposiciones legales aplicables;

VII. Tener acreditado el Servicio Militar Nacional;

VIII. Contar con los perfiles físicos, médico, psicológico y de personalidad que exijan las disposiciones aplicables;

IX. Aprobar los procesos de evaluación y de control de confianza;

X. Abstenerse de consumir sustancias psicotrópicas, estupefacientes u otras que produzcan efectos similares;

XI. Someterse a exámenes para comprobar la ausencia de alcoholismo, de sustancias psicotrópicas, estupefacientes u otras que produzcan efectos similares;

XII. No padecer alcoholismo;

XIII. No estar suspendido o inhabilitado, ni haber sido destituido por resolución firme como servidor público;

XIV. Además de cumplir con lo siguiente:

a) Estatura mínima preferentemente de:

1) Mujeres: 1.60 m.

2) Hombres: 1.65 m;

b) No presentar tatuajes visibles, ni perforaciones en ambos casos;

c) En caso de haber pertenecido a una institución policial, militar o seguridad privada deberá presentar su constancia de baja por separación voluntaria, ya que cualquier otro motivo de baja será impedimento para su ingreso;

d) Acreditar tener licencia vigente de conducir, expedida por la autoridad correspondiente; y

XV. Los demás establecidos en la Ley y demás disposiciones legales aplicables.

Art. 23. Los aspirantes seleccionados para ocupar una plaza vacante o de nueva creación que haya aprobado el curso de formación inicial, podrán ingresar como Policía mediante la expedición oficial del nombramiento respectivo.

Art. 24. Los policías de carrera podrán separarse voluntariamente de sus cargos por la causal ordinaria de renuncia voluntaria a que se refiere el procedimiento de separación y retiro.

Capítulo VI
De la convocatoria

Art. 25. La institución policial, a la que se encuentre adscrita la plaza vacante o de nueva creación, conjuntamente con la Comisión, emitirá una convocatoria pública abierta o interna, dirigida a todo aspirante que desee ingresar al Servicio, misma que deberá ser autorizada por el Secretario.

Art. 26. Es convocatoria abierta, aquélla dirigida al público en general, de personas físicas que deseen ingresar al Servicio y es interna, aquella que de manera impresa se hace al personal policial integrante de las instituciones policiales.

Art. 27. Los aspirantes a ingresar al Servicio deberán cubrir, sin excepción, los requisitos señalados en la convocatoria respectiva aprobada por la Comisión.

Art. 28. Cuando exista una plaza vacante o de nueva creación de policía, la Comisión deberá:

I. Emitir la convocatoria pública abierta o interna, dirigida a todo aspirante que desee ingresar a la Secretaría, mediante invitación en el Periódico Oficial, Órgano del Gobierno del Estado y difundidas en la menos dos diarios de mayor circulación del Estado; así mismo será colocada en los centros de trabajo y demás fuentes de reclutamiento internas y externas;

II. Señalar en forma precisa, los puestos sujetos a reclutamiento y el perfil de policía por competencia que deberán cubrir los aspirantes;

III. Precisar los requisitos que deberán cumplir los aspirantes;

IV. Señalar lugar, fecha y hora de la recepción de documentos requeridos;

V. Señalar lugar, fecha y hora de verificación de los exámenes de selección de aspirantes para quienes cumplan con los requisitos de la convocatoria;

VI. Señalar fecha del fallo relacionado con los requisitos del reclutamiento con las evaluaciones que se vayan a aplicar;

VII. Señalar los requisitos, condiciones características de la misma;

VIII. Vigilar que no exista discriminación por razón de género, religión, estado civil, origen étnico, condición social o cualquier otra que viole el principio de igualdad de oportunidades para quienes cumplan con los requisitos de la convocatoria.

Los requisitos del perfil del puesto, en ningún caso constituyen discriminación alguna, procurando siempre el estricto respeto a los derechos humanos; y

IX. Verificar el requisito de que los aspirantes manifiesten aprobar las evaluaciones de control de confianza.

La Secretaría a través de la Secretaría de Finanzas, dotará de los recursos financieros necesarios para contemplar en la convocatoria respectiva el sueldo de la plaza vacante convocada y la beca a otorgar durante la formación inicial.

Art. 29. La Comisión, posteriormente a la publicación de la convocatoria, dará seguimiento al procedimiento de reclutamiento, sujetándose al siguiente orden:

I. Inscripción de los candidatos;

II. Recepción de la documentación solicitada en la convocatoria;

III. Consulta de los antecedentes de los aspirantes en el Registro Nacional de Seguridad Pública;

IV. Integración del grupo de aspirantes a evaluar;

V. Aplicación de las evaluaciones de selección; y

VI. Entrega de resultados.

Los resultados se darán a conocer a los aspirantes, devolviéndose la documentación recibida a aquellos que no hubiesen sido seleccionados.

Capítulo VII
Del reclutamiento

Art. 30. El reclutamiento es el procedimiento a través del cual se busca atraer el mayor número de aspirantes idóneos para su selección, que cubran el perfil del puesto y demás requisitos para la ocupación de una plaza vacante o de nueva creación dentro de la carrera policial.

La fase de captación de los interesados en ingresar a las instituciones policiales inicia con la publicación de la convocatoria aprobada por la Comisión.

Art. 31. Cuando exista una plaza vacante o de nueva creación, la Comisión en coordinación con la Secretaría Técnica, iniciarán el procedimiento de reclutamiento.

Art. 32. Los aspirantes a ingresar a las instituciones policiales se deberán presentar en el lugar, fecha y hora señalados en la convocatoria, con la siguiente documentación original y copia:

l. Acta de nacimiento;

II. Clave Única de Registro de Población [CURP];

III. Cartilla liberada del Servicio Militar Nacional, en el caso de los hombres;

IV. Constancia reciente de no antecedentes penales, expedida por la autoridad competente con una antigüedad de cuando menos 15 días;

V. Constancia de no haber sido condenado por delito intencional, expedida por la autoridad competente con una antigüedad de cuando menos 15 días;

VI. Identificación oficial, de cualquiera de los siguientes documentos:

a) Credencial para votar Nacional Electoral;

b) Pasaporte vigente; o

e) Cédula profesional;

VII. Certificado de estudios correspondiente bachillerato o equivalente;

VIII. Documento de baja en caso de haber pertenecido armada o empresas de seguridad privada;

IX. Fotografías tamaño filiación y tamaño infantil de frente y con las características siguientes:

a) Hombres, sin lentes, barba, bigote, patillas; con las orejas descubiertas;

b) Mujeres, sin lentes, sin maquillaje y con orejas descubiertas;

X. Comprobante de domicilio, de cualquiera de los siguientes documentos:

a) Último recibo del impuesto predial; tratándose de recibo anual deberá corresponder al ejercicio en curso. Este documento puede estar a nombre del interesado o de un tercero y no será necesario que se exhiban pagados;

b) Último recibo de los servicios de luz, gas, televisión de paga, Internet, teléfono o de agua, siempre y cuando dicho recibo no tenga una antigüedad mayor a 4 meses. Este documento puede estar a nombre del interesado o de un tercero y no será necesario que se exhiban pagados;

XI. Constancia de número de seguro social en caso de contar con él;

XII. Constancia del Registro Federal de Contribuyentes;

XIII. Examen clínico-médico, expedido por Institución pública;

XIV. Licencia de conducir vigente;

XV. Carta de exposición de motivos; y

XVI. Dos cartas de recomendación, con los siguientes datos:

a) El nombre de la recomendada y del que lo recomienda;

b) Una descripción de la primera toma de contacto, con referencia en tiempo y lugar;

c) Características positivas de la persona a recomendar dentro de su entorno personal o laboral; y

d) Información de contacto.

Art. 33. A los aspirantes que se inscriban al proceso de reclutamiento y entreguen la documentación solicitada, se les integrará un expediente personal para efectos de control.

Aquellos aspirantes que no acrediten el proceso de reclutamiento, continuarán registrados durante un año.

Capítulo VIII
De la selección

Art. 34. La selección es el proceso que consiste en elegir, de entre los aspirantes que hayan aprobado la etapa de reclutamiento, a quienes cubran el perfil y la formación requeridos para ingresar a las instituciones policiales, a fin de obtener el carácter de aspirante seleccionado.

Art. 35. La selección de aspirantes tiene como objeto determinar si el aspirante cumple con los conocimientos, habilidades, destrezas, competencias, actitudes y aptitudes psicológicas, físicas, intelectuales y de conocimiento conforme al perfil del grado por competencia a cubrir, mediante la aplicación de diversas evaluaciones, así como los requerimientos del curso de formación inicial.

Art. 36. El proceso comprende los cursos de formación o capacitación y concluye con la resolución de las instancias competentes, sobre los aspirantes aceptados a formar parte de las instituciones policiales.

Art. 37. El aspirante que haya cubierto satisfactoriamente los requisitos correspondientes al procedimiento de reclutamiento, deberá evaluarse en los términos y las condiciones que este Reglamento establece.

Art. 38. El aspirante que hubiese aprobado la evaluación a que se refiere el presente Reglamento, estará obligado a llevar el curso de formación inicial que deberá cubrir con una estancia en el Instituto de Formación Profesional.

Art. 39. No serán reclutados los candidatos que por los medios de prueba adecuados y consultando la información del Registro Nacional de Seguridad Pública, se acredite que no han cumplido con los requisitos.

Todo aspirante deberá tramitar, obtener y mantener actualizado el certificado único policial, que expedirá el Centro de Evaluación y Control de Confianza respectivo.

Art. 40. En el procedimiento de selección para verificar que el aspirante haya cubierto las evaluaciones y la formación inicial correspondientes, la Comisión realizará las siguientes actividades:

I. Verificar la veracidad y autenticidad de la información y documentación aportada por los aspirantes;

II. Verificar que los criterios y políticas de selección sean aplicados adecuadamente;

III. Integrar a los archivos y expedientes los resultados de las evaluaciones realizadas a los aspirantes;

IV. Resolver las controversias que se susciten durante el desarrollo del proceso de selección;

V. Procurar la devolución de documentación de los aspirantes rechazados;

VI. Dar a conocer la lista de aspirantes que hayan cumplido cabalmente los requisitos correspondientes y seleccionados;

VII. Señalar lugar y fecha en que los aspirantes deberán presentarse para ser notificados de la realización de las evaluaciones; y

VIII. Las demás que señalen las leyes en la materia.

Art. 41. El procedimiento de selección de aspirante comprende las siguientes evaluaciones:

l. Médica y toxicológica;

II. Psicológica;

III. Poligráfica;

IV. Investigación socioeconómica;

V. Capacidad física; y

VI. Los demás que señalen las leyes en la materia y el presente Reglamento.

Las fases del proceso de evaluación, deberán ser aprobadas de forma secuencial por los candidatos a fin de poder continuar con el proceso.

Art. 42. Las instancias evaluadoras efectuarán la entrega de resultados a la Comisión, en un término que no exceda de 15 días hábiles.

Art. 43. Los resultados de la fase de selección serán los siguientes:

l. Recomendable, refleja resultado satisfactorio a los requerimientos del puesto;

II. Recomendable con restricciones, refleja resultado con inconsistencias que pueden ser superadas en el transcurso de la vida laboral del individuo; y

III. No recomendable, refleja el incumplimiento a los requerimientos del puesto.

Art. 44. La Comisión, establecerá los parámetros mínimos de calificación para acceder al cargo.

Art. 45. La Comisión, una vez que reciba los resultados por parte de la institución evaluadora, hará oficialmente del conocimiento del aspirante la procedencia o improcedencia del o los exámenes correspondientes, así como la fecha de nueva aplicación de que se trate, si así procediera a juicio de la Comisión.

Capítulo IX
De la formación inicial

Art. 46. La formación inicial tiene como objeto lograr la formación del elemento a través de procesos educativos para personal de nuevo ingreso, dirigidos a la adquisición de conocimientos y el desarrollo de habilidades, destrezas y actitudes, en congruencia con el perfil del puesto.

Art. 47. Los aspirantes que hayan sido seleccionados conforme a lo previsto en el capítulo anterior, tendrán derecho a recibir el curso de formación inicial, el cual constituye la primera etapa de la formación de los policías de carrera.

Art. 48. El Centro de Evaluación y Control de Confianza autorizará los resultados del aspirante que haya aprobado las evaluaciones médica-toxicológica, psicológica, poligráfica y de investigación socioeconómica; y publicará la lista de los candidatos que haya sido admitido para realizar el curso de formación inicial.

Art. 49. A la persona que como resultado de la aplicación de los exámenes de selección, ingrese al curso de formación inicial, será considerada elemento de formación.

Art. 50. El policía de carrera que haya concluido satisfactoriamente las actividades académicas de formación inicial, tendrá derecho a obtener la certificación, título, constancia, diploma o reconocimiento que corresponda, mismos que tendrán validez oficial.

Art. 51. Todo elemento en formación que haya sido admitido para realizar el curso de formación inicial, recibirá una beca durante el tiempo que dure el mismo.

La Secretaría a través de la Secretaría de Finanzas, dotará de los recursos financieros necesarios para contemplar en la convocatoria respectiva la beca a otorgar durante la formación inicial.

Art. 52. El elemento de formación que durante el periodo de la formación, sin causa justificada cause baja, se obligará a restituir el monto de la beca otorgada.

Art. 53. El curso de formación inicial tendrá una duración de al menos 9 meses, debiendo cubrir un mínimo de 1, 776 horas-clase, cuya evaluación se realizará mediante exámenes escritos, orales y prácticos, a juicio de la Comisión.

Art. 54. Corresponderá al Instituto de Formación Profesional impartir cursos de formación inicial, quien para la expedición de sus planes y programas de estudio atenderá las disposiciones emitidas por el Sistema Nacional de Seguridad Pública, buscando la homologación de sus contenidos.

Art. 55. El Instituto de Formación Profesional, realizará las gestiones necesarias ante las autoridades competentes para el reconocimiento de la validez oficial de estudios y la certificación de conocimiento.

Art. 56. Los resultados aprobatorios de las evaluaciones de formación Inicial que realice el Instituto de Formación Profesional, serán requisito indispensable para ingresar al Servicio.

Capítulo X
Del nombramiento

Art. 57. El nombramiento contendrá los siguientes datos mínimos:

I. Fundamento legal;

II. Nombre completo del policía;

III. Fotografía con uniforme de la institución policial;

IV. Área de adscripción;

V. Categoría;

VI. Jerarquía o grado;

VII. Leyenda de protesta;

VIII. Domicilio;

IX. Remuneración;

X. Edad;

XI. Firma del elemento de aceptación del cargo y jerarquía al ingresar a la institución policial;

XII. Firma del Secretario; y

XIII. Sello de la Secretaría.

Art. 58. Al recibir su nombramiento, el policía de carrera deberá protestar su acatamiento y obediencia a la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, a la Constitución Política del Estado Libre y Soberano de Zacatecas; así como a las leyes y reglamentos que de ellas emanen.

Esta protesta deberá realizarse ante la presencia del presidente de la Comisión en una ceremonia oficial de manera posterior a su ingreso.

Capítulo XI
De la certificación

Art. 59. La certificación es el proceso mediante el cual los integrantes de las instituciones policiales de la Secretaría se someten a las evaluaciones periódicas establecidas por el Centro de Evaluación y Control de Confianza, para comprobar el cumplimiento de los perfiles de personalidad, éticos, socioeconómicos y médicos, en los procedimientos de ingreso, promoción y permanencia.

La Secretaría contratará únicamente al personal que cuente con el requisito de certificación.

Capítulo XII
Del plan individual de carrera

Art. 60. El plan individual de carrera de policía, deberá comprender la ruta profesional desde que cada aspirante ingrese a la institución policial hasta su separación, mediante procesos homologados e interrelacionados en los que se fomentará su sentido de pertenencia a esta, conservando la categoría y jerarquía que vaya obteniendo, a fin de infundirle certeza y certidumbre en el Servicio.

Capítulo XIII
Del reingreso

Art. 61. Los policías de carrera a que se refiere el artículo anterior podrán reingresar al Servicio siempre y cuando reúnan los siguientes requisitos:

l. Que exista acuerdo favorable por parte de la Comisión;

II. Que la separación del cargo haya sido por causa lícita;

III. Que exista plaza vacante o de nueva creación;

IV. Que presenten los exámenes relativos al procedimiento de promoción del último grado en el que ejerció su función;

V. Que se encuentre dentro de los rangos de edad para desempeñar el cargo o puesto; y

VI. Que el periodo de tiempo entre la separación y el reingreso, no sea mayor a 2 años.

Art. 62. Para efectos de reingreso, el policía de carrera que se hubiere separado voluntariamente del Servicio mantendrá, en todo caso, la categoría o jerarquía que hubiere obtenido durante su carrera.

Art. 63. Los miembros del Servicio que pretendan reingresar, deberán cumplir los requisitos antes mencionados y no encontrarse en alguno de los supuestos siguientes:

I. Haber sido removido, separado o destituido de su cargo anterior en la institución policial;

II. Estar sujeto a proceso penal, procedimiento administrativo o de responsabilidad;

III. Haber presentado su renuncia encontrándose sujeto a procedimiento administrativo o de responsabilidad ante el área correspondiente; o bien

IV. Cuando habiendo resultado administrativamente responsable, con motivo de la renuncia, no se haya ejecutado la sanción.

Capítulo XIV
Del proceso de permanencia y desarrollo

Art. 64. La permanencia es el resultado del cumplimiento constante de los requisitos establecidos en la Ley Estatal, y demás disposiciones legales aplicables.

Regula la continuidad del policía de carrera en activo, que permite al Servicio valorar tanto en forma individual como colectiva, los aspectos cualitativos y cuantitativos de la actuación del policía de carrera, considerando su conocimiento y cumplimiento de las funciones y metas, en función de las habilidades, aptitudes, actitudes, capacidades, formación recibida e impartida, rendimiento profesional y su educación al puesto, mediante evaluaciones de desempeño, las cuales serán obligatorias y periódicas como requisito de permanencia en el servicio.

Art. 65. Son requisitos de permanencia, en las instituciones policiales, los siguientes:

I. Tener buena conducta;

II. No haber sido condenado con sentencia irrevocable por delito doloso;

III. Mantener actualizado su certificado único policial;

IV. No superar la edad máxima de retiro que establezcan las disposiciones aplicables;

V. Aprobar los cursos de formación, capacitación y profesionalización;

VI. Aprobar los procesos de evaluación de control de confianza;

VII. Aprobar las evaluaciones del desempeño;

VIII. Participar en los procesos de promoción o ascenso que se convoquen, conforme a las disposiciones aplicables;

IX. Respetar escrupulosamente los derechos humanos;

X. Abstenerse de consumir sustancias psicotrópicas, estupefacientes u otras que produzcan efectos similares;

XI. No padecer alcoholismo;

XII. Someterse a exámenes para comprobar la ausencia de alcoholismo;

XIII. Someterse a exámenes para comprobar el no uso de sustancias psicotrópicas, estupefacientes u otras que produzcan efectos similares;

XIV. No estar suspendido o inhabilitado, ni haber sido destituido por resolución firme como servidor público;

XIV. No ausentarse del servicio sin causa justificada, por un periodo de tres días consecutivos o de cinco días dentro de un término de treinta días; y

XV. Las demás que establezcan las disposiciones legales aplicables.

Art. 66. Las instancias responsables del Servicio fomentarán la vocación de servicios mediante la promoción y permanencia en las instituciones policiales para satisfacer las expectativas de desarrollo profesional de sus integrantes.

Art. 67. Las evaluaciones deberán acreditar que el Policía ha desarrollado y mantiene actualizado el perfil del supuesto y aptitudes requeridos para el desempeño de sus funciones, cargo o comisión.

Art. 68. Para la supervisión y seguimiento de las evaluaciones se procederá de acuerdo con los anexos técnicos de los convenios de coordinación que se celebren con el Gobierno Federal y atendiendo a los criterios fijados por el Sistema Nacional de Seguridad Pública.

Art. 69. Para permanecer en el Servicio Profesional de Carrera Policial, los integrantes deberán acreditar las evaluaciones del desempeño que aplicará el Centro de Evaluación y Control de Confianza en coordinación con las unidades competentes.

Art. 70. La permanencia será requisito indispensable para la estabilidad de un policía de carrera.

En caso de obtener un resultado reprobatorio, será separado de su cargo.

Art. 71. Los resultados de los procesos de evaluación serán públicos, con excepción de lo que establezcan las disposiciones legales aplicables.

Capítulo XV
De la formación continua

Art. 72. La capacitación, adiestramiento y actualización son los procedimientos que se desarrollan a través de actividades académicas encaminadas a lograr la actualización y perfeccionamiento de conocimientos, habilidades, destrezas y actitudes para el óptimo desempeño de sus funciones.

Art. 73. La formación continua, tiene como objeto incrementar el desempeño profesional de los policías a través de la actualización, especialización, promoción y alta dirección para un buen desarrollo y perfeccionamiento de sus habilidades, destrezas, aptitudes y actitudes.

Art. 74. La capacitación actualizada, es de carácter permanente y permite asegurar, mantener y perfeccionar el dominio de los conocimientos, habilidades y destrezas para el desarrollo de sus funciones y responsabilidades, así mismo posibilita tener un desarrollo en la carrera policial.

Art. 75. La capacitación especializada permite dotar a los policías de conocimientos particulares en distintos campos de desarrollo acorde a su área de responsabilidades, destrezas y habilidades precisas.

Art. 76. La alta dirección, es el conjunto de programas educativos de alto nivel teórico, metodológico y técnico, orientado a la preparación y desarrollo de competencias, capacidades y habilidades para la planeación, dirección, ejecución administración y evaluación de los recursos y medios que sustentan las funciones y actividades de las instituciones policiales.

Art. 77. Los cursos de formación continua y especializada podrán ser impartidos por el Instituto de Formación Profesional o por instituciones validadas por el Sistema Nacional de Seguridad Pública.

Art. 78. Los policías que hayan concluido satisfactoriamente las actividades académicas deformación continua y especializada, tendrán derechos a obtener la certificación, título, constancia, diploma o reconocimiento que corresponda, mismos que tendrán validez oficial.

Art. 79. Las instituciones policiales promoverán entre su personal, a fin de coadyuvar al proceso de formación, la realización de estudios de secundaria, bachillerato o cualquier otro, a través de un sistema de educación abierta.

El sistema de educación abierta, tendrá como objetivo aumentar el grado de escolaridad de los policías en activo, independientemente de su rango o antigüedad en el Servicio, a fin de darles oportunidad de integrarse a los procesos de promoción del Servicio.

Art. 80. Cuando el resultado de la evaluación de la formación continua de un policía no sea aprobatorio, éste deberá presentarlas nuevamente en un periodo no menor de sesenta y no mayor de ciento veinte días naturales, transcurridos después de la notificación de dicho resultado.

El Instituto de Formación Profesional deberá proporcionarle la capacitación necesaria antes de la siguiente evaluación, de no aprobar la segunda evaluación, el policía será separado de la institución policial.

Art. 81. El Servicio se organizará conforme a las etapas, niveles de escolaridad y grados académicos que de manera coordinada se establezcan por el Sistema Nacional de Seguridad Pública.

Capítulo XVI
De la evaluación del desempeño

Art. 82. Dentro del Servicio, todos los policías de carrera deberán ser sometidos de manera obligatoria y periódica a evaluaciones del desempeño, en los términos y condiciones que el mismo establece; éstos deberán de ajustarse a los lineamientos del Sistema Nacional de Seguridad Pública, con la debida participación de la Comisión, por lo menos una vez al año.

Art. 83. La evaluación del desempeño deberá acreditar que el policía de carrera ha desarrollado y mantiene actualizado el perfil del puesto y aptitudes requeridos para el ejercicio de sus funciones, cargo o comisión, así como los demás requisitos, en su caso, para la formación continua, especializada y la promoción, a que se refiere este Reglamento.

Art. 84. La aprobación de la evaluación del desempeño será un requisito indispensable para efectos de la permanencia, las promociones y el régimen de estímulos.

Art. 85. La evaluación del desempeño se aplicará, cuando menos, una vez al año y se realizará con el apoyo de las unidades administrativas y organismos competentes, y comprenderá:

I. Comportamiento; y

II. Cumplimiento en ejercicio de las funciones encomendadas.

Art. 86. Los procesos de evaluación del desempeño, se realizarán de manera periódica, permanente y obligatoria para todos los miembros del Servicio y tendrán como propósito conocer, medir y valorar su desempeño.

Art. 87. La valoración del desempeño contendrá las siguientes secciones:

I. Información:

a) Nombre completo y jerarquía del Integrante;

b) Adscripción y cargo actual;

c) Fecha de ingreso a la policía y de la última promoción;

d) Las dos últimas adscripciones y cargos desempeñados;

e) Vacaciones, permisos y licencias disfrutadas en el periodo a evaluar; y

f) Observaciones;

II. Criterios de evaluación:

a) Legalidad, con los siguientes factores;

i) Apego a los ordenamientos de la institución policial; y

ii) Cumplimiento a los mandatos superiores;

b) Objetividad, que es el apego a las normas con sus características de obligatoriedad, coercibilidad, generalidad, sociabilidad y origen público;

c) Eficiencia, con los siguientes factores:

i) Eficiencia: capacidad para lograr un fin empleando los mejores medios posibles y optimizando recursos; y

ii) Eficacia: capacidad de lograr el efecto que se desea o se espera, sin que priven para ello los recursos o los medios empleados, en el tiempo preestablecido;

d) Profesionalismo, aptitud hacia la prestación del Servicio con los siguientes factores;

i) Conocimiento de sus funciones;

ii) Apego a los procedimientos institucionales;

iii) Solución de problemas;

iv) Iniciativa;

v) Disposición;

vi) Actitud para la colaboración en grupo;

vii) Creatividad;

viii) Delegación;

ix) Comunicación oral;

x) Comunicación escrita; y

xi) Comprensión;

e) Adhesión a los principios y valores institucionales, con los siguientes indicadores de evaluación:

i) Toma de decisiones;

ii) Liderazgo;

iii) Confidencialidad y discreción sobre los asuntos a su cargo;

iv) Conducta;

v) Disciplina;

vi) Responsabilidad;

vii) Puntualidad;

viii) Cuidado personal;

ix) Respeto y subordinación a los superiores en jerarquía; y

x) Respeto y deferencia a los subordinados en jerarquía;

f) Honradez, con los siguientes factores:

i) Buena opinión adquirida por la virtud y el mérito; y

ii) Ausencia de quejas en su contra;

g) Respeto a los derechos humanos, con los siguientes indicadores:

i) Respeto y defensa a los derechos humanos;

ii) Intervenciones; y

iii) Calidad de las intervenciones.

Art. 88. Cada criterio de evaluación tendrá un valor del veinte por ciento del resultado, el valor del criterio se dividirá equitativamente entre los factores de evaluación para que con la sumatoria se obtenga la apreciación cualitativa correspondiente mencionada en el siguiente artículo.

Art. 89. Al resultado le corresponderá una operación cualitativa, según el rango de calificación siguiente:

I. Extraordinaria, de 96 a 100 puntos;

II. Excelente, de 91 a 95 puntos;

III. Notable, de 86 a 90 puntos;

IV. Muy buena, de 81 a 85 puntos;

V. Buena, de 76 a 80 puntos;

VI. Regular, de 70 a 75 puntos;

VII. Suficiente, de 60 a 69 puntos; y

VIII. Insuficiente, de 59 ó menos puntos.

Art. 90. Los integrantes del Servicio que obtengan apreciación cualitativa igual o superior a 70 puntos, se considerará que poseen una valoración del desempeño satisfactoria.

Los resultados menores a 60 puntos serán estimados como resultados insuficientes.

Art. 91. Los integrantes del Servicio que en las evaluaciones obtengan resultados insuficientes, serán objeto de iniciarles el proceso de separación del servicio, lo cual se hará del conocimiento del Secretario.

Art. 92. La Comisión aprobará el inicio del procedimiento de separación del Servicio para aquellos elementos policiales que en las evaluaciones obtuvieron resultados insuficientes, así como de aquellos que se negaron a someterse a los exámenes señalados en el control de confianza, ambos casos serán considerados como incumplimiento de los requisitos de permanencia.

Art. 93. Las evaluaciones de conocimientos generales y técnicas policiales requerirán de una calificación mínima de 70 sobre 100, en cada uno de los módulos y disciplinas examinadas.

Capítulo XVII
De los estímulos

Art. 94. El régimen de estímulos es el mecanismo por el cual la Comisión otorgará el reconocimiento público a los elementos de las instituciones policiales por actos de servicio meritorios o por su trayectoria ejemplar para fomentar la calidad y efectividad en el desempeño del Servicio, incrementar las posibilidades de promoción y desarrollo de los integrantes, así como fortalecer su identidad institucional.

Art. 95. Todo estímulo otorgado será acompañado de una constancia que acredite el otorgamiento del mismo, la cual deberá ser integrada al expediente del elemento policial y, en su caso, con la autorización de portación de la condecoración o distintivo correspondiente.

Art. 96. La Comisión, propondrá los conceptos, requisitos, y montos, así como el procedimiento de otorgamiento de estímulos a favor de los policías de carrera.

Art. 97. Los estímulos se otorgarán únicamente a los policías de carrera que realizan funciones operativas, en recompensa a su permanencia, capacidad, desempeño y acciones relevantes o extraordinarias en cumplimiento de su deber.

Art. 98. En ningún caso serán elegibles, los policías de carrera que resulten positivos en algún examen toxicológico o no aprueben los exámenes de control de confianza.

Art. 99. Los estímulos, en ningún caso se considerarán un ingreso fijo, regular o permanente, ni formará parte de las remuneraciones que perciban los policías de carrera en forma ordinaria.

Art. 100. Los estímulos que se otorgan en el transcurso del año o en ocasiones específicas a los policías de carrera que hayan cumplido con los requisitos de los procedimientos de formación inicial y continua y especializada, se proporcionarán mediante la evaluación específica o acciones destacadas correspondientes.

Art. 101. Los estímulos económicos son gravables en los términos de la Ley del Impuesto Sobre la Renta, por lo que la Secretaría hará las previsiones presupuestales necesarias para lo conducente.

Art. 102. El régimen de estímulos dentro del Servicio comprende las recompensas, condecoraciones, menciones honoríficas, distintivos y citaciones, por medio de los cuales las instituciones policiales, reconocen y promueven la actuación heroica, ejemplar, sobresaliente, de probado valor, productividad e iniciativa, discrecionalidad y confidencialidad respecto de sus funciones sustantivas y demás actos meritorios del policía de carrera.

Art. 103. Las acciones de los integrantes que se propongan para la entrega de algún estímulo, serán motivo de un solo reconocimiento de los contemplados en este procedimiento; pero no impedirá el otorgamiento de algún otro u otros reconocimientos por parte de otras instituciones, asociaciones u organismos nacionales o internacionales.

Art. 104. Si un policía de carrera pierde la vida al realizar actos que merecieran el otorgamiento de un estímulo, el Consejo de Honor y Justicia resolverá sobre el particular, a fin de conferírselo a título post mortem a sus beneficiarios.

Art. 105. Los estímulos a los que pueden ser acreedores los policías de carrera son:

l. Condecoración;

II. Mención honorífica;

III. Distintivo;

IV. Citación como distinguido; y

V. Recompensa.

Art. 106. La condecoración, es la presea que galardona los actos específicos del policía de carrera y serán las siguientes:

I. Mérito policial;

II. Mérito cívico;

III. Mérito social;

IV. Mérito ejemplar;

V. Mérito tecnológico;

VI. Mérito docente; y

VII. Mérito deportivo.

Art. 107. La condecoración al mérito policial se otorgara a los policías de carrera que realicen los siguientes actos:

l. Actos de relevancia excepcional en beneficio de la institución policial; y

II. Actos de reconocido valor extraordinario y mérito en el desarrollo de las acciones:

a) Por su diligencia en la captura de delincuentes;

b) Por auxiliar con éxito a la población en general en accidentes o situaciones de peligro o emergencia, así como en la preservación de sus bienes;

c) Actos en cumplimiento de comisiones de naturaleza excepcional y en condiciones difíciles;

d) Actos consistentes en operaciones o maniobras de riesgo extraordinario;

e) Actos que comprometan la vida de quien los realice; y

f) Actos heroicos que aseguren conservar los bienes de la Nación.

Art. 108. La condecoración al mérito cívico se otorgara a los policías de carrera considerados por la comunidad donde ejerzan funciones, como respetables ejemplos de dignidad cívica, diligente cumplimiento de la ley, firme defensa de los derechos humanos, respeto a las instituciones públicas y en general, por su relevante comportamiento humano.

Art. 109. La condecoración al mérito social se otorgará a los policías de carrera que se distingan por el cumplimiento excepcional en el servicio, a favor de la comunidad, poniendo en alto el prestigio y dignidad de las instituciones policiales, mediante acciones que beneficien directamente a grupos de personas determinados.

Art. 110. La condecoración al mérito ejemplar se otorgará a los policías de carrera que se distingan en forma sobresaliente en las disciplinas científicas, artísticas o culturales y que sea de relevante interés, prestigio y dignidad para las instituciones policiales.

Art. 111. La condecoración al mérito tecnológico se otorgará a los policías de carrera que inventen, diseñen o mejoren algún instrumento, aparato, sistema o método que sea de utilidad y prestigio para las instituciones policiales.

Art. 112. La condecoración al mérito docente se otorgará a los policías de carrera que hayan desempeñado actividades docentes con distinción y eficiencia por un tiempo mínimo de 3 años, pudiendo computarse en varios periodos.

Art. 113. La condecoración al mérito deportivo se otorgará a los policías de carrera que se distingan en cualesquiera de las ramas del deporte a nombre de las instituciones policiales ya sea en justa de nivel nacional o internacional obtenga alguna presea y a quien impulse o participe en cualesquiera de las ramas del deporte.

Art. 114. La mención honorífica se otorgara al policía de carrera por acciones sobresalientes o de relevancia no consideradas para el otorgamiento de condecoraciones, la propuesta solo podrá efectuarla el superior jerárquico correspondiente, a criterio de la Comisión.

Art. 115. El distintivo se otorga por actuación sobresaliente en el cumplimiento del Servicio o desempeño académico en curso debidos a intercambios interinstitucionales.

Art. 116. La citación como distinguido es el reconocimiento verbal y escrito a favor del policía de carrera, por haber realizado un hecho relevante, que no esté considerado para el otorgamiento de los estímulos antes referidos a criterio del Consejo de Honor y Justicia.

Art. 117. La recompensa es la remuneración de carácter económico, que se otorga dependiendo de la disponibilidad presupuestal de la Secretaría, a fin de incentivar la conducta del policía, creando conciencia que el esfuerzo y el sacrificio son honrados y reconocidos.

Art. 118. Para efectos de otorgamiento de recompensas serán evaluadas las siguientes circunstancias:

I. La relevancia de los actos, que en términos de proyección, favorezca la imagen de la institución policial; y

II. El grado de esfuerzo, sacrificio y si se rebasaron los límites del deber o si se consiguieron resultados sobresalientes en las actuaciones del policía de carrera.

Art. 119. En el caso de que el policía de carrera que se hubiere hecho merecedor a la entrega de una recompensa, fallezca, ésta será entregada a sus beneficiarios.

Capítulo XVIII
De la promoción

Art. 120. La promoción es el acto mediante el cual las instituciones policiales otorgan a sus integrantes el grado inmediato superior al que ostenten, dentro del orden jerárquico previsto en las disposiciones legales aplicables.

Art. 121. La promoción tiene como objeto preservar el principio del mérito, la evaluación periódica y la igualdad de oportunidades, mediante el desarrollo y promociones de los policías de carrera hacia las categorías, jerarquías superiores dentro del Servicio Profesional de Carrera Policial, con base en los resultados de la aplicación de los procedimientos de formación inicial, continua y especializada.

Art. 122. Las promociones sólo podrán conferirse cuando exista una vacante para la categoría jerárquica superior inmediata correspondiente a su grado y de ser procedente, la categoría obtenida a través de la promoción será constatada mediante la expedición de la constancia de grado correspondiente.

Art. 123. Al personal que sea promovido, le será ratificada su nueva categoría jerárquica mediante la expedición de la constancia de grado correspondiente, la cual será firmada por el Secretario.

Art. 124. Para ocupar un grado dentro de las instituciones policiales, se deberán reunir los requisitos establecidos por la Ley General, la Ley Estatal, el presente Reglamento, la convocatoria respectiva y las demás disposiciones normativas aplicables.

Art. 125. Los méritos de los integrantes de las instituciones policiales serán evaluados por las instancias encargadas de determinar las promociones y verificar que se cumplan los requisitos de permanencia, señalados en este Reglamento y en las leyes respectivas.

Art. 126. Para la promoción de los integrantes de las instituciones policiales se deberán considerar, por lo menos, los resultados obtenidos en los programas de profesionalización, los méritos demostrados en el desempeño de sus funciones y sus aptitudes de mando y liderazgo.

Art. 127. Para participar en los concursos dé promoción, los policías deberán cumplir con los perfiles del puesto y aprobar las evaluaciones a que se refiere este procedimiento.

Art. 128. Para ascender en las categorías o jerarquías del Servicio, se procederá en orden ascendente desde la jerarquía de policía en su caso, hasta la de Inspector General de conformidad con el orden jerárquico establecido.

Art. 129. El mecanismo y los criterios para los concursos serán desarrollados por la Comisión, debiendo considerarse la trayectoria, experiencia, los resultados de la aplicación del procedimiento de formación inicial, continua y especializada y la permanencia.

Art. 130. Para la aplicación de promociones, se realizarán conforme a lo establecido en los lineamientos correspondientes, en base a concursos de oposición internos con lo siguiente:

l. Requisitos de participación;

II. Exámenes específicos, médico, toxicológico, psicológico, poligráfico, socioeconómico y de capacidad física; y

III. Trayectoria, experiencia, resultados de formación inicial, continua y especializada, de permanencia.

Art. 131. La movilidad horizontal se desarrollará, dentro de las mismas instituciones policiales, en las que se cumplan condiciones de equivalencia, homologación y afinidad entre los cargos horizontales, con base al perfil del grado del policía por competencia.

Art. 132. La movilidad horizontal se sujetará a los procedimientos que integran el Servicio correspondiente, con base en las siguientes condiciones:

I. Disponibilidad de una plaza vacante o de nueva creación;

II. El aspirante a un movimiento horizontal debe tener la categoría, jerarquía equivalente entre las instituciones policiales;

III. Debe considerarse trayectoria, experiencia, resultados de formación inicial, continua y especializada y de permanencia;

IV. El policía de carrera debe presentar los exámenes específicos, médico, toxicológico, psicológico, poligráfico y socioeconómico; y

V. Requisitos de antigüedad y edad máxima de permanencia de la categoría o jerarquía al que se aspire.

En el caso de las fracciones III y IV se podrá cubrir mediante los resultados aprobados de las evaluaciones del desempeño y permanencia.

Art. 133. La movilidad horizontal dentro del Servicio Profesional de Carrera Policial de las instituciones policiales, debe procurar la mayor analogía entre puestos.

Art. 134. El Instituto de Formación Profesional, en coordinación con las autoridades estatales, homologará y diseñará el contenido de los exámenes y proporcionará los temarios de estudio y bibliografía correspondientes a cada categoría en promoción.

Art. 135. En el caso de que dos o más concursantes para la promoción, obtengan la misma calificación el orden de prelación se conferirá, en primer lugar, al que tenga mayor número de créditos conforme a los cursos que se hayan tomado.

Si persistiere la igualdad, al que tenga mejores resultados en su historial de servicio, si aún persistiere la igualdad, al de mayor antigüedad en la Secretaría y si aún persistiere el empate se otorgará al concursante de mayor edad.

Art. 136. En los casos de los integrantes del Servicio que no hayan sido ascendidos a la categoría inmediata superior en un término del doble de años para la permanencia en el grado, el Consejo de Honor y Justicia en coordinación con el área de adscripción, presentará un informe a la Comisión indicando la razón por la que el miembro del Servicio de que se trate, no haya sido promovido.

Si la causa es la omisión de concurso o la falta de méritos suficientes para la promoción, se podrá determinar, con base en las circunstancias especiales, convocarlo al siguiente concurso de promoción y en caso de que no concurse o que concurse y no apruebe, se procederá a iniciar la separación.

Art. 137. El personal femenino que reúna los requisitos para participar en un procedimiento de promoción y que se encuentren en estado de gravidez, será exento de los exámenes de capacidad física correspondientes y de cualquier otro en el que su condición pueda alterar la confiabilidad de los resultados, pero cumplirá con el resto de las evaluaciones de dicho proceso.

El estado de gravidez se acreditará con el certificado médico respectivo.

Art. 138. Los integrantes, para efectos de participar en los procesos de promoción, deberán cumplir con los requisitos que se señalen en la convocatoria respectiva y tener aprobadas las evaluaciones de permanencia, desempeño y conocimientos generales del cargo a desempeñar.

Art. 139. Los integrantes para acreditar buena conducta con efectos de promoción, deberán cubrir al menos el factor mínimo aprobatorio en las evaluaciones del desempeño, esta calificación, quedará sujeta a las siguientes situaciones:

l. Para categorías de la escala básica se requerirá este resultado del último año; y

II. Para las categorías de oficiales e inspectores se requerirá el resultado de los dos últimos años.

Art. 140. Los criterios para la promoción serán:

l. De los requisitos:

a) Créditos otorgados mediante cursos;

b) La antigüedad en el grado;

c) Los créditos obtenidos en los estudios validados;

d) Aprobar la evaluación del desempeño; y

e) en su caso, estímulos obtenidos;

II. De los exámenes:

a) Médico;

b) Toxicológico;

c) Psicológico;

d) Poligráfico;

e) Socioeconómico; y

f) De capacidad física.

Art. 141. La Comisión establecerá los criterios de valoración a cada uno de los exámenes, a fin de cuantificar los resultados, con los mínimos aprobatorios que permitan, en orden de prelación, proponer las promociones.

Art. 142. Por lo que hace a la improcedencia y, en su caso, la nulidad de los exámenes, se procederá de conformidad a lo establecido en la reglamentación específica del Centro Estatal de Evaluación y Control de Confianza.

Art. 143. Los concursantes con calificación aprobatoria que queden sin alcanzar vacantes, deberán de participar nuevamente en el próximo procedimiento de promoción.

Art. 144. Si durante el periodo de tiempo comprendido entre la conclusión de los exámenes y el día en que se expida la relación de concursantes promovidos, alguno de éstos causará baja del Servicio, se ascenderá el concursante que haya quedado fuera de las vacantes ofertadas, que haya obtenido la mayor calificación global inmediata y así subsecuentemente, hasta ocupar las vacantes ofertadas.

Art. 145. Los requisitos para que los policías puedan participar en el procedimiento de promoción son:

l. Haber obtenido las mejores calificaciones;

II. Estar en servicio activo y no encontrarse comisionado o gozando de licencia;

III. Conservar los requisitos de permanencia;

IV. Presentar la documentación requerida, conforme a la convocatoria;

V. Contar con la antigüedad necesaria dentro del Servicio;

VI. Acumular el número de créditos académicos requeridos para cada grado en la escala jerárquica;

VII. Haber observado buena conducta;

VIII. Aprobar los exámenes que señale la convocatoria; y

IX. Los demás que se señalen en la convocatoria respectiva.

Art. 146. Cuando existan plazas vacantes o de nueva creación, la Comisión dará inicio al procedimiento de promoción, expidiendo la convocatoria respectiva.

Los méritos de los policías serán evaluados por la Comisión, encargada de determinar las promociones y verificar que se cumplen los requisitos de permanencia en el Servicio.

Art. 147. El titular de la institución policial que corresponda, una vez que reciba los resultados oficiales de las evaluaciones previstas en el procedimiento a que se refiere el presente capítulo, los hará del conocimiento del policía, e informará a la Comisión, quien instruirá en su caso la promoción que proceda.

Art. 148. Para la aplicación de las acciones de promoción, la Comisión elaborará los instructivos de operación, en los que se establecerán, además de la convocatoria, lo siguiente:

l. Las plazas vacantes por categoría o jerarquía;

II. Descripción del sistema selectivo;

III. Calendario de actividades, de publicación de convocatoria, de trámite de documentos, de evaluaciones y de entrega de resultados;

IV. Duración del procedimiento, indicando plazos máximos y mínimos para las diferentes evaluaciones; y

V. Temario de los exámenes académicos y bibliografía para cada categoría o jerarquía.

Los policías de carrera serán promovidos de acuerdo a la calificación global obtenida y a los resultados de los exámenes para ascender a la siguiente categoría o jerarquía.

Art. 149. Los policías de carrera que participen en la promoción podrán ser excluidos si se encuentran en algunas de las siguientes circunstancias:

l. Inhabilitación por sentencia judicial ejecutoriada;

II. Disfrutando de licencia para asuntos particulares;

III. Por incapacidad médica;

IV. Sujetos a un proceso penal o administrativo; y

V. Desempeñando un cargo de elección popular.

Art. 150. La permanencia en las instituciones policiales concluirá si algún policía de carrera decide no participar en una promoción y prefiera quedarse en la categoría o jerarquía en la que se encuentre.

La Comisión decidirá en última instancia.

Art. 151. Los policías de carrera que hayan alcanzado la edad máxima de permanencia correspondiente a su categoría o jerarquía, su relación laboral concluirá, sin embargo, podrán optar por lo siguiente:

l. Ser reubicados por la Comisión en otras áreas de los servicios de la propia institución policial, siempre y cuando tenga al menos 20 años de servicio; y

II. Permanecer en la institución policial diez años más después de cumplir las edades de retiro, de conformidad con el dictamen favorable que para tal efecto emita el Consejo de Honor y Justicia y aprobado por la Comisión.

Art. 152. Los miembros del Servicio no podrán ascender o promoverse sin que se cubran los requisitos.

Art. 153. La antigüedad se clasificará y computará para cada policía de carrera dentro del Servicio, de la siguiente forma:

l. Antigüedad en el Servicio, a partir de la fecha de su ingreso a la Secretaría; y

II. Antigüedad en el grado, a partir de la fecha señalada en la constancia o patente de grado correspondiente.

La antigüedad se computa en el momento en que ésta calidad sea determinada para efecto de la carrera policial.

Art. 154. Para acreditar la antigüedad en las instituciones policiales, el policía requerirá un oficio emitido por el área de recursos humanos de su adscripción y firmado por el titular, en donde se describan los datos generales del policía, la fecha de ingreso y el tiempo de servicio en cada nivel jerárquico en los cuales se haya desempeñado.

Art. 155. Para efecto de la antigüedad, se deberán descontar los días consumidos por las licencias ordinarias mayores de cinco días, licencias extraordinarias y suspensiones.

Art. 156. Los Comisarios o titulares de las instituciones policiales, por necesidades del servicio, determinarán el cambio de los integrantes de una unidad operativa a otra, conservando la categoría o jerarquía a que tenga derecho y sin que ello Implique una promoción.

Capítulo XIX
De la renovación de la certificación

Art. 157. La renovación de la certificación es el proceso mediante el cual los integrantes de las instituciones policiales se someten a evaluaciones periódicas para comprobar el cumplimiento de los perfiles de personalidad, éticos, socioeconómicos y médicos, en los procesos de promoción y permanencia y tiene una vigencia de dos años.

Capítulo XX
De las licencias, permisos y comisiones

Art. 158. La licencia es el periodo de tiempo, previamente autorizado por la unidad administrativa de la institución policial para la separación temporal del Servicio, sin pérdida de sus derechos.

Art. 159. Las licencias que se concedan a los integrantes del Servicio serán sin goce de sueldo y serán las siguientes:

I. Licencia ordinaria es la que se concede a solicitud de los policías y con un lapso máximo de seis meses y por única ocasión, para atender asuntos personales y sólo podrá ser concedida por el Secretario;

II. Licencia extraordinaria es la que se concede a solicitud del policía a criterio del Secretario, para la separación del Servicio y para desempeñar exclusivamente cargos de elección popular o de confianza. Durante el tiempo de la misma no tendrá derecho a recibir percepciones de ninguna índole ni a ser promovido; y

III. Licencia por enfermedad. Ésta se regirá por las disposiciones legales aplicables.

Art. 160. Para cubrir el cargo de los policías que obtengan licencia, se nombrará a otros que actuarán de manera provisional.

La designación temporal de los policías que ocuparan dicho cargo la realizará el Secretario, preferentemente aplicando las reglas de promoción.

Art. 161. El permiso es la autorización por escrito que el superior jerárquico podrá otorgar a un policía para ausentarse de sus funciones con goce de sueldo, por un término de un día y no mayor a quince días y hasta por dos ocasiones en un año, dando aviso a la coordinación administrativa y a la Comisión.

Art. 162. La comisión es la instrucción por escrito o verbal que el superior jerárquico da a un integrante del Servicio para que cumpla un servicio en específico, por tiempo determinado, en un lugar diverso al de su adscripción o de su centro de trabajo, de conformidad con las necesidades del Servicio.

Art. 163. Los policías comisionados a unidades especiales serán considerados servidores de carrera, una vez concluida su comisión se reintegrarán al Servicio sin haber perdido los derechos correspondientes.

Capítulo XXI
Del proceso de separación

Art. 164. La separación es el acto mediante el cual la institución policial, da por terminada la relación laboral, cesando los efectos del nombramiento entre ésta y el policía de manera definitiva dentro del Servicio.

Art. 165. La separación del Servicio para los integrantes de las instituciones policiales, se realizará mediante el siguiente procedimiento:

l. El superior deberá presentar queja fundada y motivada ante el Consejo de Honor y Justicia, en la cual deberá señalar el requisito de ingreso o permanencia que probablemente haya sido incumplido por el policía, adjuntando los documentos y demás pruebas que considere pertinentes;

Il. El Consejo de Honor y Justicia notificará la queja al policía y lo citará a una audiencia que deberá efectuarse dentro de los quince días hábiles siguientes a la citación, para que manifieste lo que a su derecho convenga, adjuntando los documentos y demás elementos probatorios que estime procedente;

III. El superior jerárquico podrá suspender temporalmente al policía, siempre que a su juicio así convenga para el adecuado desarrollo del procedimiento o para evitar que siga causando perjuicio o trastorno al Servicio o para los integrantes de las Instituciones policiales, hasta en tanto el Consejo de Honor y Justicia resuelva lo conducente;

IV. Una vez desahogada la audiencia y agotadas las diligencias correspondientes, el Consejo de Honor y Justicia resolverá sobre la queja respectiva; y

V. Contra la resolución del Consejo de Honor y Justicia no procederá recurso alguno.

Se entenderá como superior al mando inmediato superior.

Art. 166. La conclusión del Servicio de un integrante es la terminación de su nombramiento o la cesación de sus efectos legales.

Art. 167. La terminación ordinaria del Servicio comprende:

I. La renuncia;

II. La incapacidad permanente para el desempeño de sus funciones;

III. La pensión o jubilación, por retiro, edad y tiempo de servicios, cesantía en edad avanzada e indemnización global; y

IV. La muerte del policía de carrera.

Art. 168. La renuncia es el acto mediante el cual el integrante del Servicio expresa por escrito al Secretario, su voluntad de separarse de su puesto de manera definitiva.

Ésta deberá presentarse con quince días naturales antes de aquél en que decida separarse del cargo al área correspondiente de recursos humanos.

Art. 169. La incapacidad permanente deberá ser declarada mediante dictamen emitido por la institución de seguridad social, como consecuencia de una alteración física o mental.

Art. 170. Para los efectos de retiro del servicio, por jubilación o pensión, los integrantes seguirán el siguiente procedimiento:

I. Presentar solicitud por escrito dirigida al Secretario; y

II. Entregarla con tres meses de anticipación a la fecha en que el integrante pretenda separarse del Servicio.

Art. 171. El personal que al momento de su jubilación haya cumplido cinco años en la jerarquía que ostenta, para efectos de retiro, le será otorgada la inmediata superior.

Esta categoría jerárquica no poseerá autoridad técnica ni operativa, pero se le tendrá la consideración, subordinación y respeto debido a la dignidad del ex-integrante.

Art. 172. Para los efectos de fallecimiento o incapacidad permanente de algún integrante, en cualquier circunstancia, será motivo para que la Comisión ordene las indagaciones relacionadas al caso, a fin de determinar si el integrante realizó actos que ameriten la entrega de algún estímulo o recompensa.

Además se realizarán las gestiones administrativas correspondientes para beneficio de los deudos previamente designados.

Art. 173. Si se reconoce la realización de actos, en vida del integrante, que ameriten la entrega de estímulos o recompensas, las mismas serán evaluadas por la Comisión.

Art. 174. El área de recursos humanos de la Secretaría verificará la tramitación y entrega oportuna de los documentos necesarios, para que los beneficiarios designados por el integrante fallecido o incapacitado totalmente, sean favorecidos puntualmente con las indemnizaciones, pensiones, prestaciones y demás remuneraciones que las leyes otorgan a los derechohabientes de servidores públicos por fallecimiento.

Art. 175. La terminación extraordinaria comprende la separación por incumplimiento a cualquiera de los requisitos de permanencia, o cuando en los procesos de promoción concurran las siguientes circunstancias:

I. Si hubiere sido convocado a tres procesos consecutivos de promoción sin que haya participado en los mismos, o que habiendo participado en dichos procesos, no hubiese obtenido el grado inmediato superior que le correspondería por causas imputables a él;

II. Que haya alcanzado la edad máxima correspondiente a su jerarquía, de acuerdo con lo establecido en las disposiciones aplicables; y

III. Que del expediente del integrante no se desprendan méritos suficientes a juicio Comisión para conservar su permanencia.

Al concluir el Servicio el integrante deberá entregar al funcionario designado para tal efecto, toda la información, documentación, equipo, materiales, identificaciones, valores u otros recursos que hayan sido puestos bajo su responsabilidad o custodia mediante acta de entrega recepción.

Capítulo XXII
Del régimen disciplinario

Art. 176. El régimen disciplinario se regirá por las disposiciones de la ley y demás ordenamientos legales aplicables.

La Comisión, deberá coordinarse con el Consejo de Honor y Justicia, con el objeto de tener conocimiento de todos aquellos integrantes de las instituciones policiales que hayan cometido alguna conducta lesiva que afecte a la comunidad o la institución, motivo de algún procedimiento interno.

Art. 177. Se entiende por sanción la medida a que se hacen acreedores los sujetos de este Reglamento que cometan alguna falta a los principios de actuación previstos en la ley y a las normas disciplinarias específicas. La aplicación de sanciones será proporcional a la gravedad y reiteración de la falta cometida.

La imposición de las sanciones que se determinen se hará con independencia de las que correspondan por responsabilidad civil, penal o administrativa, en que incurran los elementos policiales de conformidad con la legislación aplicable.

Art. 178. Las sanciones son:

I. Amonestación: que consiste en la llamada de atención que el superior jerárquico hace dirigida al responsable de la falta, exhortándolo a que evite la repetición de la misma, debiendo constar por escrito en el expediente del sancionado;

II. Arresto: que consiste en la reclusión hasta por treinta y seis horas, que sufre un subalterno por haber incurrido en faltas considerables o por haber acumulado tres o más apercibimientos en un lapso de un año. La orden de arresto deberá constar por escrito por la autoridad facultada para ello, describiendo el motivo y su duración.

El arresto podrá permutarse por la asignación de tareas específicas a favor de la comunidad, distintas a las de su cargo y sin demérito de su dignidad;

III. Cambio de adscripción: que consiste en la determinación que se haga cuando el comportamiento del elemento afecte notoriamente la disciplina y la buena marcha del grupo operativo al que esté asignado, o bien, cuando sea necesario para mejorar la prestación del servicio policial y que contribuya a mantener una buena relación e imagen con la propia comunidad;

IV. Suspensión: que consiste en aquella que procede en contra de aquellos elementos que incurran reiteradamente en faltas o indisciplinas que por su naturaleza no ameritan la destitución del cargo. La suspensión podrá ser de cinco días a treinta días naturales.

La sanción a que se refiere esta fracción será sin la percepción de su retribución; pero en el supuesto de que el elemento sea declarado sin responsabilidad por la• instancia competente, se le pagaran las percepciones retenidas y se le reincorporará inmediatamente a su puesto, recuperando sus derechos de antigüedad;

V. Inhabilitación temporal: que consiste en el impedimento para desempeñar cualquier cargo público hasta por diez años;

VI. Destitución del cargo: que consiste en la remoción o separación y baja definitiva del elemento policial, por causa grave en el desempeño de sus funciones; lo anterior sin que proceda ningún medio de defensa legal ordinario para su reinstalación, quedando impedido para desempeñar el servicio policial; y

VII. Las demás que establece la Ley del Sistema Estatal de Seguridad Pública.

Art. 179. La remoción es la terminación de la relación administrativa entre las instituciones policiales y el policía de carrera, por incurrir en responsabilidad en el desempeño de sus funciones o incumplimiento de sus deberes, de conformidad con las disposiciones relativas al régimen disciplinario.

Art. 180. La remoción procederá cuando el Consejo de Honor y Justicia dicte sentencia condenatoria por responsabilidad.

Art. 181. Si el Consejo de Honor y Justicia resolviere que la remoción fue injustificada, se procederá a cubrir la indemnización y demás prestaciones a que tenga derecho, conforme lo establece al artículo 123 Apartado B, fracción XIII de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, sin que proceda en ningún caso la reincorporación al Servicio, sea cual fuere el resultado del juicio o medio de defensa utilizado.

Art. 182. La sanción de la remoción se aplicará a los policías de carrera cuando, a juicio de la autoridad competente, hayan violado los preceptos a que se refiere el procedimiento de ingreso.

Art. 183. Los policías de carrera de las instituciones policiales, podrán ser removidos de sus cargos si no cumplen con los requisitos establecidos en las leyes vigentes en el momento del acto.

Art. 184. Son causales de remoción las siguientes:

I. Faltar a su jornada más de tres veces en un lapso de 30 días sin causa justificada;

II. Acumular más de 12 inasistencias injustificadas en un lapso de un año;

III. Concurrir al trabajo en estado de embriaguez o bajo los efectos de algún narcótico, droga o enervante;

IV. Abandonar, sin el consentimiento de un superior, el área de servicio asignada;

V. Abandonar, sin el consentimiento de un superior, las instalaciones de la institución policial;

VI. Negarse a cumplir la sanción o el correctivo disciplinario impuesto;

VII. Incapacidad parcial o total física o mental que le impida el desempeño de sus labores. En este caso se aplicará el procedimiento de retiro en lo conducente;

VIII. Cometer actos inmorales durante su jornada;

IX. Incurrir en faltas de probidad u honradez, o en actos de violencia, amagos, injurias o malos tratos de sus superiores jerárquicos o compañeros, o contra los familiares de unos u otros, ya sea dentro o fuera de las horas de servicio;

X. No aprobar las evaluaciones de control de confianza;

XI. Desobedecer, sin causa justificada, una orden recibida de un superior jerárquico;

XII. Hacer anotaciones falsas o impropias en documentos de carácter oficial, instalaciones, así como en las tarjetas de control de asistencia; marcar por otro dicha tarjeta, firmar por otro policía las listas de asistencia o permitir a otra persona suplantar su firma en las mismas;

XIII. Revelar información relativa a las instituciones policiales, a su funcionamiento, dispositivos de seguridad, armamento y en general todo aquellos que afecte directamente la seguridad o la integridad física de cualquier persona;

XIV. Introducción, posesión, consumo o comercio de bebidas alcohólicas, estupefacientes, psicotrópicos, enervantes, narcóticos o instrumentos cuyo uso pueda afectar la seguridad;

XV. Destruir, sustraer, ocultar o traspapelar intencionalmente, documentos o expedientes de las instituciones policiales, así como retenerlos o no proporcionar información relacionada con su función cuando se le solicite;

XVI. Sustraer u ocultar intencionalmente, material, vestuario, equipo y en general todo aquellos propiedad de las instituciones policiales, de sus compañeros y demás personal de la institución;

XVII. Causar intencionalmente daño o destrucción de material, herramientas, vestuario, equipo y en general todo aquello propiedad de las instituciones policiales, de sus compañeros y demás personal de la misma;

XVIII. Negarse a cumplir con las funciones encomendadas por sus superiores o incitar a sus compañeros a hacerlo;

XIX. Hacer acusaciones de hechos que no pudiera comprobar en contra de sus superiores jerárquicos, de sus compañeros y demás personal de las instituciones policiales;

XX. Manifestar públicamente su inconformidad contra las políticas de las instituciones policiales; y

XXI. Poner en riesgo, por negligencia o imprudencia a las instituciones policiales o la vida de las personas.

Se aplicará, al que incurra en las incidencias señaladas en las fracciones I o II del presente artículo, durante la impartición de los cursos de formación, capacitación, especialización y cualquier otro que tenga referencia con la profesionalización.

Art. 185. La remoción se llevará conforme al siguiente procedimiento:

l. Se iniciará de oficio o por denuncia presentada por el superior jerárquico, ante el Consejo de Honor y Justicia;

II. Las denuncias que se formulen deberán estar apoyadas en pruebas documentales o elementos probatorios suficientes, para presumir la responsabilidad del policía denunciado;

III. Se enviará una copia de la denuncia y sus anexos al policía, para que en un término de quince días hábiles, formule un informe sobre los hechos y rinda las pruebas correspondientes. El informe deberá referirse a todos y a cada uno de los hechos comprendidos en la denuncia, afirmando, negándolos, expresando lo que ignore por no ser propios, o refiriéndolos como crea que tuvieron lugar. Se presumirá confesados los hechos de la denuncia sobre los cuales el denunciado no suscitare explícitamente controversia, salvo prueba en contrario;

IV. Se citará al policía a una audiencia en la que se desahogarán las pruebas respectivas, si las hubiera, y se recibirán sus alegatos, por si o por medio de su defensor;

V. Una vez verificada la audiencia y desahogadas las pruebas, el Consejo de Honor y Justicia, resolverá en sesión sobre la Inexistencia de la responsabilidad o imponiendo al responsable la sanción de remoción. La resolución se le notificará al interesado;

VI. Si del informe o de los resultados de la audiencia no se desprenden elementos suficientes para resolver, o se advierten otros que impliquen nueva responsabilidad a cargo del policía denunciado o de otras personas, se podrá disponer la práctica de investigadores y acordar, en su caso, la celebración de otra u otras audiencias; y

VII. En cualquier momento, previo o posterior a la celebración de la audiencia, el superior jerárquico, podrá determinar la suspensión temporal del policía, ésta cesará si así resuelve el Consejo de Honor y Justicia. La suspensión no prejuzga la responsabilidad que se impute, la cual se hará constar expresamente en la determinación de la misma.

Si el policía suspendido, conforme a esta fracción no resultara responsable será restituido en el goce de sus derechos.

Art. 186. Los procedimientos de terminación extraordinaria, serán substanciados con los resultados que proporcione el Centro de Evaluación y Control de Confianza o el área de recursos humanos.

Art. 187. El Consejo de Honor y Justicia resolverá la baja de los integrantes de las instituciones policiales en los siguientes casos:

I. Por incumplimiento de los requisitos de permanencia;

II. Por pérdida de confianza;

III. Sentencia de autoridad judicial; y

IV. Por dictamen médico que determine la incapacidad física o mental.

Art. 188. La materialización de las conductas graves y violaciones a los deberes, motivará la inmediata suspensión de las funciones que el integrante estuviere desempeñando, debiendo quedar a disposición del Consejo de Honor y Justicia, hasta en tanto se dicte la resolución definitiva correspondiente en el procedimiento de baja iniciado por la instancia competente, conforme a las disposiciones legales aplicables.

Asimismo, se considerará incumplimiento de los requisitos de permanencia por parte de los integrantes y motivará el inicio del procedimiento de baja correspondiente, por incurrir en alguno de los supuestos siguientes:

l. Por abandono del servicio sin justificación;

II. Por faltar a servicio tres días consecutivos sin causa justificada o cuatro discontinuos durante el lapso de treinta días;

III. Por traficar o proporcionar información de uso exclusivo de las instituciones policiales, ya sea para beneficio personal, de terceros o en perjuicio de terceros;

IV. Por sustraer, ocultar, extraviar, alterar o dañar cualquier documento, prueba o indicio de probables hechos delictivos o faltas administrativas o equipo propiedad de la Secretaría, en forma dolosa o negligente;

V. Por resultar positivo en el examen toxicológico o negarse a someterse al mismo;

VI. Por resultar no aprobado y por lo tanto no confiable en la aplicación del examen poligráfico o negarse a someterse al mismo; y

VII. Por la entrega y utilización de documentación falsa para fines de ingreso, promoción o cualquier trámite administrativo dentro de las instituciones policiales.

Art. 189. La conclusión del Servicio por incumplimiento de los requisitos de permanencia, motivará la suspensión inmediata de los derechos que otorga el Servicio Profesional de Carrera Policial.

Art. 190. La separación tiene como objeto la terminación de su nombramiento como policía de carrera por causas ordinarias o extraordinarias legalmente establecidas, sin que proceda su reinstalación o restitución, cualquiera que sea el juicio o medio de defensa para combatir la remoción y en su caso, solo procederá la indemnización.

Art. 191. La separación del policía de carrera, por el incumplimiento de los requisitos de ingreso y permanencia, se realizará mediante el siguiente procedimiento:

I. La Comisión y el titular de la institución policial, tendrán acción para interponer queja sobre la casual de separación extraordinaria en que hubiere incurrido el policía de carrera ante el Consejo de Honor y Justicia;

II. Una vez recibida la queja, el Consejo de Honor y Justicia deberá verificar que no se advierta alguna causal de improcedencia y que se hayan adjuntado los documentos y demás pruebas correspondientes;

III. Si se advierte que el escrito de queja carece de los requisitos o pruebas señalados en la fracción anterior, requerirá a la parte quejosa para que subsane las deficiencias en un término de diez días hábiles. Transcurrido dicho término, sin que se hubiere desahogado el requerimiento, se procederá a desechar la queja;

IV. Se deberá señalar el requisito de ingreso incumplido por el policía de carrera;

V. Cuando la causa del procedimiento sea a consecuencia de la no aprobación de las evaluaciones a que se refiere el procedimiento de promoción, el Consejo de Honor y Justicia requerirá a la Comisión la remisión de copias certificadas del expediente que contenga los exámenes practicados al policía de carrera;

VI. De reunirse los requisitos señalados en las fracciones anteriores, el Consejo de Honor y Justicia dictará acuerdo de inicio, notificará al titular de la unidad de adscripción del policía de carrera y citará a este último a una audiencia, notificándole que deberá comparecer personalmente a manifestar lo que a su derecho convenga en torno a los hechos que se le imputan, corriéndole traslado con el escrito de queja;

VII. Una vez iniciada la audiencia, el Consejo de Honor y Justicia dará cuenta con las constancias que integran el expediente. Acto seguido, el policía de carrera manifestará lo que a su derecho convenga y presentará las pruebas que estime convenientes.

Si el policía deja de comparecer, sin causa justificada a la audiencia, ésta se desahogará sin su presencia, se tendrán por ciertas las imputaciones hechas en su contra y se dará por perdido su derecho a ofrecer pruebas y a formular alegatos;

VIII. Contestada que sea la queja por parte del policía de carrera, dentro de la propia audiencia, se abrirá la etapa de ofrecimiento, admisión y desahogo de pruebas. Si las pruebas requieren de preparación, el Secretario Técnico del Consejo de Honor y Justicia proveerá lo conducente y señalará para su desahogo nueva fecha, la que tendrá lugar dentro de los quince días siguientes;

IX. Concluido el desahogo de pruebas, si las hubiere, el policía de carrera podrá formular alegatos, en forma oral o por escrito, tras lo cual se elaborará el proyecto de resolución respectivo;

X. El Consejo de Honor y Justicia podrá suspender al policía de carrera del Servicio hasta en tanto resuelve lo conducente;

XI. Una vez desahogada la audiencia y agotadas las diligencias correspondientes, el Consejo de Honor y Justicia resolverá sobre la queja respectiva; y

XII. El Consejo de Honor y Justicia podrá convocar a sesiones extraordinarias cuando lo solicite alguno de sus miembros o el Presidente de la misma lo estime pertinente.

Art. 192. Contra la resolución del Consejo de Honor y Justicia que recaiga sobre el policía de carrera por alguna de las causales de separación extraordinaria a que se refiere este Reglamento, procederá el recurso administrativo de revocación.

Art. 193. Las resoluciones del Consejo de Honor y Justicia se emitirán y aplicarán con independencia de la responsabilidad penal o civil a que hubiere lugar.

Capítulo XXIII
Del recurso de revocación

Art. 194. A fin de otorgar al cadete y al policía, seguridad y certidumbre jurídica en el ejercicio de sus derechos, estos podrán interponer el recurso de revocación.

Art. 195. El recurso de revocación procede en contra de las resoluciones de la Comisión y del Consejo de Honor y Justicia, a que se refiere este Reglamento, se podrá interponer ante la misma autoridad dentro del término de cinco días hábiles contados a partir del día siguiente en que se haga de su conocimiento el hecho que afecta sus derechos, o en el que hubiere sido sancionado.

Art. 196. El recurso de revocación confirma, modifica o revoca una resolución de la Comisión o del Consejo de Honor y Justicia.

Art. 197. La Comisión o el Consejo de Honor y Justicia, según sea el caso, acordará si es o no de admitirse el recurso interpuesto. Si se determina esto último, sin mayor trámite, ordenará que se proceda a la ejecución de su resolución.

Art. 198. En caso de ser admitido el recurso de revocación, la Comisión o el Consejo de Honor y Justicia, según sea el caso, señalara día y hora para celebrar una audiencia en la que el cadete o policía inconforme, podrá alegar por sí o por su defensor, lo que a su derecho convenga.

Hecho lo anterior, se dictará la resolución respectiva dentro del término de tres días hábiles. En contra de dicha resolución procederá el recurso de revisión ante el Tribunal de lo Contencioso Administrativo del Estado y Municipios de Zacatecas.

Art. 199. La resolución motivo del recurso, deberá ser notificada personalmente al cadete o policía.

Art. 200. El cadete o policía promoverá el recurso de revocación de conformidad con el siguiente procedimiento:

I. El promovente interpondrá el recurso por escrito, expresando el acto que impugna, los agravios que fueron causados y las pruebas que considere pertinentes, siempre y cuando estén relacionadas con los puntos controvertidos;

II. Las pruebas que se ofrezcan deberán estar relacionadas con cada uno de los hechos controvertidos, siendo inadmisible la prueba confesional;

III. Las pruebas documentales se tendrán por no ofrecidas, si no se acompañan al escrito en el que se interponga el recurso, y solo serán recabadas por la autoridad, en caso de que las documentales obren recurre;

IV. La Comisión o el Consejo de Honor y Justicia podrá solicitar que rindan los informes que estime pertinentes, todas y cada una de las personas que hayan Intervenido en la selección, en la promoción, en la aplicación de sanciones, correcciones disciplinarlas, remoción y la separación;

V. La Comisión o el Consejo de Honor y Justicia, acordará lo que proceda sobre la admisión del recurso y de las pruebas que hubiere ofrecido el cadete o policía, ordenando el desahogo de las mismas dentro del plazo de diez días hábiles; y

VI. Vencido el plazo para el rendimiento de pruebas, la Comisión o el Consejo de Honor y Justicia, dictará la resolución que proceda en un término que no excederá de quince días hábiles.

Art. 201. El recurso de revocación no procede contra los criterios y contenidos de las evaluaciones que se hubieren aplicado.

Art. 202. La interposición del recurso de revocación no suspenderá los efectos de la sanción, pero tendrá por objeto que esta no aparezca en el expediente u hojas de servicios del policía de que se trate, asimismo, sino resultare responsable, será restituido en el goce de sus derechos.

Capítulo XXIV
De la Comisión del Servicio Profesional
de Carrera Policial

Art. 203. La Comisión del Servicio Profesional de Carrera Policial de las Instituciones policiales de la Secretaría, es el organismo colegiado que tiene por objeto administrar, diseñar y ejecutar los lineamientos que definan los procedimientos de reclutamiento, selección, Ingreso, formación, certificación, permanencia, evaluación, promoción y reconocimiento, así como dictaminar sobre la baja del Servicio de los integrantes de las instituciones policiales.

Art. 204. La Comisión se integrará de la siguiente manera:

l. El Secretario, quien la presidirá;

II. Un secretario técnico, quien será nombrado por el Presidente;

III. El director del Instituto de Formación Profesional;

IV. 4 vocales, que serán:

a) Un representante de la policía estatal;

b) Un representante de la policía preventiva de tránsito;

c) Un representante de la policía de vigilancia y custodia del Sistema Penitenciario y del Sistema de Justicia para Adolescentes; y

d) Un representante de la policía metropolitana.

Art. 205. El Secretario podrá nombrar a un representante del nivel jerárquico inmediato inferior de él.

Art. 206. La Comisión, además de las atribuciones contenidas en la Ley Estatal, tendrá las siguientes atribuciones:

l. Coordinar y dirigir el Servicio;

II. Resolver sobre el recurso que se interponga, en contra de las resoluciones que emita;

III. Aprobar y ejecutar Reglamento;

IV. Evaluar los procesos del Servicio a fin de determinar quienes cumplen con los requisitos que se establecen;

V. Verificar el cumplimiento de los requisitos de ingreso y permanencia de los policías, todo tiempo y expedir los pases de examen para todas las evaluaciones;

VI. Aprobar directamente los procedimientos y mecanismos para el otorgamiento de estímulos a los integrantes de las instituciones policiales;

VII. Resolver, de acuerdo a las necesidades y disponibilidades presupuestales de la institución policial, la reubicación de los integrantes;

VIII. Proponer las reformas necesarias a los procedimientos que regulan el Servicio;

IX. Conocer y resolver sobre el otorgamiento de constancias de categoría y jerarquía;

X. Participar en el procedimiento de separación del Servicio, por denuncia, muerte o jubilación de los integrantes, así por el incumplimiento de los requisitos de permanencia y promoción;

XI. Coordinarse con todas las demás autoridades e instituciones a cuya área de atribuciones y actividades correspondan obligaciones relacionadas con el Servicio;

XII. Evaluar los méritos de los policías y encargarse de determinar las promociones y verificar que se cumplan los requisitos de permanencia; y

XIII. Las demás que señale este Reglamento, otras disposiciones legales y administrativas, y las que sean necesarias para el funcionamiento del Servicio.

Art. 207. Además de las facultades atribuidas en la Ley Estatal y en los ordenamientos legales aplicables, corresponden al presidente de la Comisión las siguientes:

l. Presidir las sesiones de la Comisión;

II. Convocar, por conducto del secretario técnico, a las reuniones de la Comisión;

III. Expedir el nombramiento del secretario técnico;

IV. Informar al presidente del Consejo Estatal de Seguridad Pública sobre los acuerdos adoptados por la Comisión;

V. Emitir circulares, instructivos y demás instrumentos administrativos necesarios para el funcionamiento del Servicio;

VI. Ingresar en el Registro Nacional de Personal de Seguridad Pública toda la información a que se refiere cada uno de los procedimientos del Servicio;

VII. Coordinarse con todas las demás autoridades e instituciones, relacionadas en materia del Servicio; y

VIII. Las demás que le confiera el presente Reglamento y otros ordenamientos aplicables.

Art. 208. Las facultades que corresponden al secretario técnico de la Comisión son las siguientes:

l. Asistir y participar con voz pero sin voto, en las sesiones a que sea convocado;

II. Proponer al presidente de la Comisión las políticas para el logro de los objetivos del Servicio;

III. Convocar a sesiones de la Comisión, previo acuerdo con el presidente de la Comisión;

IV. Coordinar las actividades de los grupos de trabajo que se hayan establecido para el cumplimiento de las atribuciones de la Comisión;

V. Informar periódicamente al presidente de la Comisión sobre el cumplimiento de los acuerdos emitidos por la Comisión;

VI. Vigilar que todos los procedimientos del Servicio se ajusten a las disposiciones previstas por la Ley General, la Ley Estatal y el presente Reglamento;

VII. Elaborar las actas en las que se registre el desarrollo, las resoluciones y acuerdos tomados en cada sesión;

VIII. Cumplir y dar seguimiento a los acuerdos de la Comisión; y

IX. Las demás, que sean consecuencia de los objetivos y funciones de la Comisión y en su calidad de titular de la secretaría técnica, así como aquellas que le sean encomendadas directamente por el presidente de la Comisión.

Art. 209. Las facultades que corresponden a los vocales de la Comisión son las siguientes:

l. Asistir y participar con voz y voto, en las sesiones a que sean convocados;

II. Cumplir con los acuerdos de la Comisión;

III. Auxiliar en la difusión de los acuerdos, procedimientos y demás normatividad, relativos al Servicio;

IV. Asesorar y apoyar a los grupos de trabajo integrados por la Comisión;

V. Emitir su voto para la toma de resoluciones y acuerdos en los asuntos que sean sometidos a su consideración; y

VI. Las demás, que sean consecuencia de los objetivos y funciones de la Comisión y en su calidad de vocales.

Art. 210. Los acuerdos y resoluciones de la Comisión deberán hacerse constar en las actas, las que deberán notificarse a los interesados y a las áreas respectivas, por conducto de la secretaría técnica.

Art. 211. La Comisión sesionará ordinariamente en la sede de la Secretaría o en el lugar destinado para ello.

Art. 212. La Comisión sesionará de forma ordinaria cada tres meses y en forma extraordinaria las veces que sean necesarias.

Las sesiones se realizarán previa convocatoria del presidente de la Comisión, por conducto del secretario técnico de la Comisión. La convocatoria deberá contener el orden del día correspondiente.

Art. 213. El quórum de la Comisión se formará con la mitad más uno de sus integrantes y las resoluciones se tomarán por mayoría de votos. En caso de empate, el presidente tendrá voto de calidad.

Art. 214. Cuando en la primera convocatoria no se integre el quórum, se enviará una segunda convocatoria en un lapso que no exceda de dos días hábiles.

En este caso la sesión se llevará a cabo con los miembros que estén presentes.

Art. 215. Cuando un integrante de la Comisión tenga una relación efectiva, familiar, profesional, o una diferencia personal o de otra índole con el probable responsable, que impida una actuación imparcial de su cargo, deberá excusarse ante el presidente de la Comisión.

Art. 216. Si algún integrante de la Comisión no se excusa debiendo hacerlo, podrá ser recusado por el probable responsable o su representante para que se abstenga del conocimiento del asunto, debiendo el presidente resolver sobre el particular.

Capítulo XXV
Del Consejo de Honor y Justicia de las
Instituciones Policiales de la Secretaría

Art. 217. El Consejo de Honor y Justicia de las Instituciones Policiales de la Secretaría se integrará y funcionará conforme a lo dispuesto en el Título Sexto de la Ley de las Instituciones.

Artículos transitorios

Artículo primero. El presente Reglamento entrará en vigor al día siguiente de su publicación en el Periódico Oficial, Órgano del Gobierno del Estado.

Art. 2º Todos los ingresos y promociones que se realicen a partir de su vigencia, deberán ser acordes a los requisitos y perfiles que definen el presente Reglamento y los procedimientos señalados.

Art. 3º Para efectos del personal en activo se dispondrá un periodo de migración que no excederá de seis meses para que los elementos de la institución policial cubran los criterios de las evaluaciones de control de confianza, la equivalencia a la formación inicial y el perfil de puesto con relación a la renivelación académica.

Una vez cumplido el plazo, los elementos que no cubran con alguno de éstos criterios quedarán fuera de la institución policial.

Art. 4º Los manuales, procedimientos, perfiles de grado y lineamientos, deberán ser emitidos 120 días posteriores a la publicación del presente Reglamento.

Art. 5º Se abroga el Reglamento del Servicio Profesional de Carrera Policial de las Corporaciones de Seguridad Pública del Estado y sus Municipios, publicado en el Periódico Oficial, Órgano del Gobierno del Estado, correspondiente al día 12 de febrero del año 2011.

Atentamente,
«Sufragio Efectivo. No Reelección»

El Gobernador del Estado
Miguel Alejandro Alonso Reyes

Secretario General de Gobierno
Jaime Santoyo Castro

Secretario de Seguridad Pública
Jesús Pinto Ortiz

FICHA TÉCNICA

GENERAL

Número de decreto Periódico Oficial Fecha de publicación Inicio de vigencia Legislatura
  35 02-mayo-2015 03-mayo-2015  

Por tratarse de una disposición de carácter administrativo, no contiene número de Decreto ni Legislatura.

Último cotejo de vigencia: junio de 2015.